En un momento delicado para la vacunación contra el coronavirus, en el que numerosos países europeos han paralizado la administración de las dosis de AstraZeneca hasta saber el alcance de sus efectos adversos, la Comisión Europea ha negociado con Pfizer adelantar su entrega al segundo trimestre.

De esta manera, el laboratorio BioNTech-Pfizer entregará antes de lo previsto diez millones de dosis de su vacuna para acelerar la campaña de vacunación antes del verano. "Sabemos lo crítico que el segundo trimestre para el desarrollo de las estrategias de vacunación en los Estados miembros. Estos diez millones de dosis adelantados llevan el total de dosis de BioNTech-Pfizer en el segundo trimestre por encima de los 200 millones", ha explicado la presidenta de la Comisión Europea, Ursula von der Leyen, en un comunicado.

La Comisión ha explicado que estos diez millones de dosis saldrían de la opción de 100 millones adicionales del segundo contrato que firmó con Pfizer. La presidenta alemana ha considerado el acuerdo una buena noticia, mostrándose convencida de que "dará a los Estados miembros margen de maniobra y posiblemente para rellenar vacíos en las entregas".

La empresa alemana BioNTech y su socio estadounidense Pfizer acordaron con la Comisión Europea el suministro de 200 millones de dosis suplementarias de su vacuna contra el COVID-19 - con opción a 100 millones adicionales -, en un contrato que complementa el ya cerrado en 2020 para recibir 300 millones de dosis a lo largo de 2021.

Así, alo largo de este año la UE deberá recibir de BioNTech y Pfizer 500 millones de dosis que podrán aumentar a 600 millones de dosis si se hace uso de la opción adicional. Los Estados miembros deben aprobar aún el acuerdo que la Comisión ha cerrado con Pfizer para acelerar la entrega.