En la planta 17 del Hospital Gómez Ulla de Madrid los españoles evacuados de Wuhan pasan los 14 días de cuarentena. Un periodo de observación, según confirman desde el Ministerio de Sanidad, que se ajusta al protocolo seguido por todos los países con casos de coronavirus confirmados o en estudio.

"Los españoles que están en el hospital Gómez Ulla no son personas de riesgo, son personas sanas. Lo que sí que es cierto es que salen de una zona que se puso en cuarentena por parte de las autoridades de China y a nivel internacional no se comprendería que los sacáramos de allí para romper esa cuarentena", ha afirmado Fernando Simón, director del Centro de Coordinación de Emergencias.

Pedro Morilla, español repatriado, nos ha contado cómo están viviendo este periodo de cuarentena: "Hemos pasado bien la noche tras recibir al gabinete médico, que es muy simpático".

Además, Morilla ha desvelado lo que el personal sanitario les explicó en cuanto llegaron al Gómez Ulla: "Nos han dicho que no somos personas enfermas, sino sanas en observación porque podemos tener el virus en periodo de incubación".

En total, son 21 pacientes que tras un largo viaje desde China, llegaban a la base de Torrejón de Ardoz, en Madrid. Allí un equipo médico les tomó la temperatura y ninguno de ellos superaba los 37 grados. Escoltados por un dispositivo policial, fueron trasladados hasta el centro hospitalario.

Llegaron sobre las 20:00 horas y han pasado la noche sin ningún síntoma. Se les tomará la temperatura varias veces al día y este sábado recibirán las primeras visitas. Estas serán individuales, de no más de 20 minutos por persona y se realizarán en dos turnos: uno de mañana y otro de tarde.