Juan Ignacio Londero, número 56 de la ATP, perdió su encuentro contra Andy Murray en el Masters 1.000 de Shanghái en tres sets (2-6, 6-2 y 6-3).

Pese a su buen inicio de partido, consiguiendo arrebatar el primer set a su rival, acabó sucumbiendo ante el británico, que logró su primera victoria en un Masters 1.000 desde mayo de 2017.

 

Esto le hizo desesperarse y perder los nervios. Tanto fue así que llegó a abofetearse en uno de los descansos del encuentro. Su episodio de ira no acabó ahí. Cuando acabó el partido, se marchó al túnel de camino al vestuario y tiró una bolsa al suelo.