Khabib Nurmagomedov, o lo que es lo mismo, un tipo que no conoce la derrota (28-0) en las Artes Marciales Mixtas ya se prepara para el posible regreso de Conor McGregor.

 

Y lo hace en su territorio ruso y de manera inhumana luchando contra las ingobernables y heladas aguas de un río Kizilyurt en la República de Dagestán.

Al más puro estilo 'Rocky IV' se prepara este legendario luchador que, con o sin McGregor (que ha comunicado que quiere la revancha), ya avisó que regresaría "en marzo o abril", puesto que quiere pelear en un gran recinto y todo indica a que este será el Gazprom Arena ruso.