Ha pasado casi un mes y medio desde que Romain Grosjean sufriera un gravísimo accidente en el GP de Baréin. En él, su Haas acabó partido por la mitad y en llamas, y él, gracias al halo, pudo escapar del incendio con vida teniendo, eso sí, secuelas sobre todo en sus dos manos.

Mal menor este para lo que podía haber sucedido. Ahora, el galo, que se está dedicando a compartir vídeos y directos en su canal de Twitch, ha dejado ver cómo va su mano izquierda, la que más daños parece haber sufrido tras el siniestro.

Lo cierto es que, viendo cómo está, aún le queda bastante tiempo de recuperación.

"De vuelta a mi vendaje. Me he sentido bien, ojalá mejor la próxima semana", escribió en su cuenta de Twitter.

 

Tiene la mano bastante afectada y, como se puede entrever de sus palabras, de vez en cuando se quita las vendas para que la piel respire.

El expiloto de Fórmula 1 sigue pensando qué hacer en el futuro. Sin un volante para el Mundial de 2021, tras su adiós a un equipo Haas del que ni se pudo despedir en pista, su mirada parece estar puesta en el WEC.

De momento, eso sí, se ha quedado sin poder estar en las 24 Horas de Daytona, carrera en la que sí estará Kevin Magnussen.

Romain Grosjean sufrió un gravísimo accidente el 29 de noviembre, durante el transcurso de la carrera del GP de Baréin. En el golpe, su Haas se prendió fuego pero él pudo mantener la consciencia gracias al halo.

Desde entonces, no ha podido volver a subirse a un F1 y quiere probarse en un test. De no encontrar con quien hacerlo, Mercedes se ofreció a dejarle un coche para que pruebe cómo está para competir.

Te puede interesar

Romain Grosjean pasa por el quirófano por las lesiones del accidente del GP de Baréin

El gran cambio de Romain Grosjean tras su accidente: "No competiré en un coche sin un halo"

Grosjean recuerda su terrible accidente: "Me pregunté por dónde iba a comenzar a quemarme, si iba a dolerme..."