Lance Stroll protagonizó en Imola una parada accidentada en boxes que a punto estuvo de acabar muy mal. El canadiense de Racing Point, en uno de sus dos cambios de gomas, se llevó por delante a uno de sus mecánicos al no frenar a tiempo en su paso por el 'pit lane'.

La secuencia pudo acabar realmente mal. Stroll se acerca muy rápido a su zona de detención y no para a tiempo. El mecánico que tiene justo frente a él sale despedido tras el impacto del monoplaza rosa.

Por suerte, y gracias a que pudo amortiguar el impacto del coche con el gato, todo quedó en un susto.

De hecho, su primera intención era la de continuar con su labor, que ya estaba realizando un compañero. Sin embargo, posteriormente sí notó molestias y tuvo que ser llevado al garaje por el resto de mecánicos.

 

Lance Stroll no completó una carrera brillante en Imola. El canadiense, con un coche que debería ser suficiente para estar en los puntos, terminó antepenúltimo de entre todos los monoplazas que terminaron la prueba.

Sergio Pérez, por su parte, se quedó sin un podio que fue para Hamilton, Bottas y Ricciardo. El mexicano se quejó posteriormente por la política de paradas que, según él, le alejaron del cajón del Emilia Romagna.

Te puede interesar

¿Se plantea Hamilton su retirada de la F1?: "No sé si estaré en 2021..."

Fernando Alonso ve en vivo y en directo el segundo podio de Renault en este 2020

'Formulino', el gato que 'robó a Fernando Alonso la atención en Imola y que se ha ganado el corazón de Mercedes