Mercedes ya ha dado a conocer la nueva máquina con la que intentará volver a asaltar el Mundial de Fórmula 1 en 2021. La escudería de Brackley presentó el W12 E Perfomance, con grandes protagonistas además de Lewis Hamilton y Valtteri Bottas. Uno de ellos, quien no faltó a la cita de la presentación, fue Toto Wolff.

El jefe de equipo habló del nuevo año que se les presenta. Una temporada en la normativa no cambia significativamente respecto a 2022. Aún así el alemán la ha querido tener muy en cuenta, llegando a afirmar que es posible que los pequeños cambios que se van a introducir en este curso afecten al rendimiento del equipo siete veces campeón del mundo del 'Gran Circo'.

"Cada temporada nos presenta un nuevo desafío y por ende, un nuevo objetivo que cumplir. 2021 trae algunos cambios de reglas, que pueden afectar a nuestra competitividad. Además, el próximo año ya habrá un límite de gastos y tenemos que trabajar en los grandes cambios de normativa que habrá. Esos desafíos son los que nos gustan", dijo Toto.

 

Y es que en Mercedes son plenamente conscientes de que el coche mantendrá la mayoría de las piezas que en 2020, pero también son precavidos al enfrentarse a su primer cambio de normativa desde la era híbrida. James Allison, director técnico de la marca alemana, ya avisó de los cuatro cambios que podrían afectar a la carga aerodinámica del coche. El más importante, la reconstrucción del fondo plano. Allison advirtió de que, a pesar de tratarse de una pequeña pieza, su rediseño puede hacer que el monoplaza llegue a perder hasta un segundo por vuelta.

Pero a pesar de ser una temporada desafiante, en Mercedes no cesa el trabajo y la constancia de superarse año tras año. Wolff ha asegurado que el equipo está igual de motivado que cuando llegó hace ocho años.

"Cada año reseteamos, nos concentramos y definimos los objetivos más adecuados. Parece simple, pero es duro y probablemente es la razón por la que ningún equipo ha ganado siete campeonatos del mundo consecutivos. Pueden pasar muchas cosas y es natural hacerse adicto al equipo y por ello, no trabajar tanto para conseguirlo. Eso sí, este equipo nunca se ha conformado. Veo el mismo deseo, el mismo hambre y la misma pasión que vi la primera vez que entré por la puerta en 2013", señaló el director ejecutivo de Mercedes.