Max Verstappen se enfadó con Lance Stroll en los libres 1 del viernes debido a un choque entre ambos. El enfado del neerlandés acabó provocando un polémica.

"Tengo daños, ¡vaya mongolo, os lo juro!", fue la expresión del de Red Bull por la radio. Sin embargo, utilizar esa palabra como insulto ha molestado a la asociación 'Mongol Identity', quienes exigen una disculpa pública.

La directora de la organización, Uuganaa Ramsay, ha publicado en sus redes una declaración en la que expresa su disgusto por las palabras de Max.

 

"Queremos expresar nuestro disgusto y profunda preocupación por el uso del término 'mongolo' como parte de un discurso de odio. Estamos impactados y decepcionados con que la Fórmula 1 no haya mostrado su oposición a esta etiqueta pese a su valor histórico y vamos a hablar de esto directamente con órgano rector", comienza el comunicado.

La directora explica que es "ofensivo" para la comunidad de gente con síndrome de Down, y exige tanto a la Fórmula 1 como al piloto que pida perdón: "Te pedimos que ofrezcas una disculpa pública por respeto, bondad y compasión hacia aquellos miembros vulnerables de la sociedad, así como a la comunidad internacional mongola por tu falta de consideración de las complejidades y sensibilidades que rodean al uso de palabras basadas en el término 'mongolo'. Por favor, usa esa palabra de nuevo y en alto con su significado original y auténtico".

Ante la espera a una respuesta tanto por parte de Red Bull como de Max Verstappen, el conflicto entre el piloto y Stroll quedó resuelto, hablaron entre ellos y asumieron que ambos podrían haber hecho algo para evitar el choque.