Carlos Sainz viajará a Maranello para visitar la fábrica de Ferrari y comenzar a trabajar en la temporada.

El madrileño ya comenzó su mudanza aunque aseguró que estaba siendo algo lento pues prefería mantenerse alejado de los "viajes y aeropuertos". Ahora se han acabado las vacaciones y tienen que centrarse en el trabajo pues tiene un largo camino por delante.

Sainz ha publicado en sus redes sociales la fotografía con la que Ferrari le ha dado la bienvenida y ha aprovechado para informar de que viaja a la sede de la escudería italiana para comenzar con los preparativos.

 

"Tras un breve periodo de tiempo de descanso, es hora de volver al trabajo. Viajo mañana a Maranello para empezar a preparar la temporada, ¡vamos, Ferrari!", ha compartido el nuevo piloto de Ferrari.

Carlos ya visitó la fábrica en diciembre para poder configurar el asiento, pero todavía tienen mucho que hacer, ya que el monoplaza de esta temporada ha dejado mucho que desear con problemas de configuración, aerodinámica, pérdida de potencia del motor, etc. Sin embargo, con la congelación de motores será complicado ver grandes cambios.

Mientras tanto, Sainz pilotará el SF90 de 2019 en un test privado a finales de mes para ir cogiendo sus primeras impresiones ya que debido a la crisis de coronavirus los test de pretemporada se redujeron a tres días, es decir, un día y medio por piloto, algo insuficiente para el que llega nuevo a un equipo.