Fernando Alonso es un gran piloto independientemente del coche o la competición en la que esté. Así lo demostró el bicampeón del mundo tras salir de la Fórmula 1, cuando obtuvo un nuevo título, en este caso con Toyota, en el Mundial de Resistencia. Y para Laurent Rossi, director de Alpine, el futuro del español está allí.

El dirigente del equipo francés confirmó durante el Gran Permio de Francia que está negociando tanto con Alonso como con Piastri para el 2023, pero Alpine, que ya está desde 2021 compitiendo en Hypercar, espera competir en la categoría LMDh en dos años en una asociación con Signatech.

Rossi reconoció que la entrada de Alpine al Mundial de Resistencia ya fue con el asturiano en mente: "De hecho tomamos esa decisión (de entrar en el WEC) también pensando en él". Además, añadió que siempre querrán "darle un asiento el día que cambie de categoría".

Y en las conversaciones de renovación con Alonso, competir en resistencia siempre ha estado encima de la mesa. "Eso siempre ha sido parte de la discusión, incluso el año pasado cuando estábamos negociando la renovación para este año", comentó Laurent Rossi.

Pese a esta oferta de Alpine, el español tiene no tiene intención de abandonar el 'Gran Circo' en el futuro próximo y, de hecho, ha afirmado en varias ocasiones que esta temporada se siente satisfecho de sus actuaciones.