Miles de hinchas argentinos salieron a las calles para celebrar la conquista de la Superliga por parte de Racing de Avellaneda. Un día de fiesta en el que no faltaron los incidentes.

Pese al brutal despliegue policial, la celebración acabó con varios heridos y también detenidos el día en el que Racing volvía a lo más alto.

Te puede interesar:

Messi: "Mi hijo me pregunta, ¿por qué te matan en Argentina, papi?"

Siguen las críticas a Messi por dejar la concentración de Argentina: "Se entrenó bien, no tiene ningún tirón, no tiene nada..."