Simeone, pitado por la afición del Atlético. Hubo un tiempo en el que está afirmación habría sido imposible de escuchar, pero lo cierto es que, con el paso de los días y de las temporadas, cada vez es más fácil de leer. Ante el Real Madrid, en el derbi, el Cholo fue silbado por una hinchada que hasta hace poco le tenía en un pedestal. Y es que ya hay dudas sobre su figura...

Todo sucedió en el cambio de Joao Félix. Con 0-0 en el marcador, Simeone decidió dar entrada a Llorente por el luso para contrarrestar la entrada de Luka Modric, en un cambio que muchos vieron como defensivo cuando los blancos tampoco estaban siendo un vendaval en ataque. Ante eso, la afición decidió expresar su opinión con música de viento.

No es la primera vez que esto sucede, pues con Antoine Griezmann, en su primera temporada, pasó algo parecido. El francés era el cambio habitual para el Cholo, y muchas veces para poner el cerrojo en su zaga o para fortalecer el mediocampo. En esos casos, la afición también silbó... pero esta vez está mosca por bastantes más cosas.

2019 no es lo mismo que 2012

Y es que el Atlético ha evolucionado. Con Simeone en el banquillo, los rojiblancos han pasado de ser un equipo que lucha por entrar en Champions a aspirar a todo. Y es así por el gasto en fichajes y los ingresos en ventas. Hace un par de años habría sido impensable que el Atleti pagase más de 20 millones a un jugador, o que pudiera abonar 127 millones por un chaval de 19 años...

Pero ahora puede, y la exigencia es mayor. La afición así lo entiende y por ello lo expresa. Expresa sus dudas. Dudas hacia un sistema que da más valor a la defensa que a la imaginación ofensiva. Podría valer lo primero cuando no tenías armas para ello, pero las llegadas de Vitolo, de Lemar, de Morata y del propio Joao Félix, más el regreso de Diego Costa, hace que la hinchada quiera más espectáculo.

Porque el método del esfuerzo sigue sin cuestionarse, lógicamente, pero también se busca calidad que se sabe que hay. No en vano, no hay más que ver a Koke o a Saúl cuando están con España y cuando juegan con el Atlético y lo diferentes que parecen ambos. Puede ser que el partido ante la Juventus en Turín hiciera más mella de la pensada en la afición del Atlético.

Pocos goles a favor y gran gasto en euros en ataque

Se le acusa de amarrategui, de no querer forzar la máquina y de seguir como en 2012 cuando ahora, en 2019, la calidad puede que incluso le sobre al Atlético en ataque. Atendiendo a los números, en LaLiga los rojiblancos han jugado siete partidos y suman 7 goles a favor y 4 en contra, lo que da de media un tanto por partido.

Es sin duda un escaso bagaje para un equipo que año tras año ha invertido una gran cantidad de dinero en la faceta ofensiva. Este curso ha sido Joao Félix, e incluso Morata con la opción de compra existente en el contrato y que han efectuado, y además hay que sumar el gasto en el regreso de Diego Costa. Sumando, el tridente de Simeone en ataque ronda los 250 millones de euros.

Sirva de ejemplo también de lo visto en el derbi que el mejor jugador del Atlético, y posiblemente del partido, fue Thomas Partey, que estaba llamado a ser el guardaespaldas de Koke y de Saúl. Está claro que el estilo de Simeone es el que es, pero la afición pide más flexibilidad viendo los mimbres que, ahora sí, tiene el Cholo en su poder.

Petón: "El Cholo aún tiene recorrido en el Atleti"

Con todo, el argentino es también el máximo responsable de que el Atleti haya pasado de ser lo que era a ser lo que es ahora, y en valor hay que poner todo lo logrado. En el fondo, el fútbol son resultados, y a saber qué habría pasado si en vez de 0-0 el marcador hubiera sido de 1-0 en el derbi del Metropolitano. Como dice Petón, el Cholo "aún tiene recorrido", en este equipo... pero la afición ya no le ve como un intocable.