La selección española cosechó su mayor goleada en la historia de los mundiales. Un 7-0 ante Costa Rica que confirmó que el equipo de Luis Enrique es uno de los candidatos a pelear el Mundial de Qatar.

Una goleada tremenda con muchos jugadores que destacaron. Ferran Torres fue el único que marcó dos goles (el primero de penalti en el minuto 31 y el segundo ya después del descanso en el minuto 54).

Dijo Luis Enrique en uno de sus streams que Ferran era su "prolongación en el campo". "Si no mi hija me corta la cabeza", bromeó entonces el seleccionador. Hoy el atacante del Barça ha demostrado que es fundamental en el juego de ataque de este equipo.

Son 15 goles en 32 partidos con la absoluta. Unos números espectaculares para el 11 de la selección española. "No sé si seremos candidatos, pero tenemos un grupo extraordinario y tenernos ganas de hacer cosas grandes", dijo en 'La 1' tras el encuentro.

Las combinaciones de los atacantes fueron rápidas y efectivas. También Pedri uniéndose desde atrás. Anotó también Marco Asensio, que jugó de falso 9. En la segunda mitad asomó Álvaro Morata, que también marcó. Fue la fiesta de los goles en Qatar.

Muchas alternativas tiene Luis Enrique en el ataque. De hecho, dos futbolistas se quedaron sin jugar: Pablo Sarabia, un habitual de las alineaciones del seleccionador; y Ansu Fati, que marcó en el amistoso ante Jordania antes de viajar a Qatar.