La detención de Josep María Bartomeu por su supuesta implicación en la trama del 'Barçagate' ha sido el último escándalo judicial en el que se ve inmerso un presidente del fútbol español.

Al igual que el exdirigente del FC Barcelona, otros mandatarios bien de clubes, como José María del Nido o Sandro Rosell, o de instituciones competentes, como el expresidente de la RFEF Ángel María Villar, han tenido que declarar frente al juez.

Josep María Bartomeu

El exdirigente culé, junto a otros miembros de la antigua Junta Directiva del FC Barcelona, ha sido detenido en la mañana de este lunes por los Mossos d'Esquadra después de que a primera hora los agentes llegasen a las oficinas del Camp Nou para realizar los registros pertinentes en el operativo policial.

Tal y como ha contado en exclusiva Carme Barceló en 'Jugones', Bartomeu confía, como muy tarde, en volver a su domicilio este martes tras prestar declaración en los juzgados de les Corts.

Se le imputan delitos de administración desleal y corrupción entre particulares.

Sandro Rosell

El también expresidente del FC Barcelona fue absuelto tras pasar 643 días en prisión preventiva después de ser encarcelado el 25 de mayo de 2017.

A Rosell se le investigó como presunto partícipe de una red de blaqueo de comisiones por los derechos de audiovisuales de 24 partidos de la selección brasileña de fútbol y por un polémico contrato con Nike.

Finalmente, el 24 de abril de 2019, al igual que los otros cinco acusados en el caso, Sandro fue puesto en libertad después de que la Audiencia Nacional le absolviese de todos los cargos.

Ángel María Villar

El antiguo máximo mandatario de la Real Federación Española de Fútbol fue detenido el 18 de julio de 2017 en la denominada como 'Operación Soule' por pagos de miles de euros a cambio de servicios que no existían.

Unas semanas después, tanto él como su hijo Gorka salieron de la cárcel previo pago de sus fianzas, 300.000 y 150.000 euros respectivamente.

En enero de 2018, tras la resolución del Tribunal de Arbitraje Deportivo (TAD), la RFEF hizo oficial la destitución de Villar como su presidente y se abrió el periodo electoral, del que finalmente resultó vencedor Luis Rubiales.

Manuel Ruiz de Lopera

El que fuera presidente y máximo accionista del Real Betis durante 18 años llegó a un acuerdo con la Fiscalía en 2017 para evitar entrar en prisión a cambio de devolver el paquete accionarial que poseía al conjunto de Heliópolis.

Tras un litigio de más de 10 años, Lopera aceptó una pena de seis meses de prisión que fue conmutable por una multa económica.

Miguel Archanco

El antiguo presidente de Osasuna se le imputaron en 2015 toda una macedonia de delitos: apropiación indebida agravada, societario, falsedad documental y corrupción entre particulares.

Según la investigación, se extrajeron más de dos millones de euros de las cuentas del club de Pamplona, cuyo paradero se desconoce.

Archanco no ingresó en prisión ya que pagó la fianza de 500.000 euros impuesta por el Juzgado de Instrucción número 2 de Pamplona el 31 de enero de 2019.

José María del Nido

El expresidente del Sevilla FC ingresó en la cárcel el 5 de marzo de 2014 por una condena de siete años que pesa sobre él a raíz del 'caso Minutas' por las irregularidades acontecidas en el Ayuntamiento de Marbella (Málaga).

A pesar de que un año antes de su detención dejase el palco del Sánchez-Pizjuán, lugar que ocupó desde 2002, la idea de Del Nido es retomar el poder de la institución de Nervión.

"El que va a gobernar el club soy yo. Ha llegado el momento otra vez y lo voy a repetir", se le escuchó decir este verano.

Josep Lluís Núñez

El también expresidente del Barça, fallecido en 2018 a los 87 años de edad, fue presidente del conjunto azulgrana durante 22 años, siendo el más longevo de la entidad.

Tras ser condenado en 2011 por haber sobornado a inspectores de Hacienda, ingresó en prisión en 2014 con una pena de dos años y dos meses de prisión (el Tribunal Supremo redujo la condena inicial de seis años).

Un año después, fue puesto en libertad, aunque en 2016 volvió a sonar su nombre en el polémico caso de los 'Papeles de Panamá'.

Juan Bautista Soler

El esperpento tomó forma en el seno del Valencia CF tras la detención en 2014 de Juan Bautista Soler, expresidente ché, por comandar el secuestro del empresario Vicente Soriano.

A Soler le condenaron a dos años de cárcel por tramar un secuestro con el fin de recuperar un deuda millonaria por el impago de unas acciones.

La trama fue descubierta después de que uno de los delincuentes implicados en el caso confesara a la Policía lo que se había hecho con Soriano.

Jesús Gil

El 15 de junio de 1969 comenzaron los problemas de Jesús Gil con la Justicia. El derrumbamiento de Los Ángeles de San Rafael (Segovia), con las 58 muertes que conllevó el desplome del edificio, le llevó a prisión ese mismo año.

18 meses después, en 1971, tras pagar 400 millones de pesetas de fianza y ser indultado por Franco, Gil abandonó la cárcel, pero no se despidió de ella para siempre.

En 1999, el expresidente del Atlético de Madrid volvió a ver cómo las rejas se erigían sobre sí tras el conocido como 'caso Camisetas', en el que se investigó el desvío de 450 millones de pesetas del Ayuntamiento de Marbella al Atlético de Madrid.

Tres días después, tras ser ingresado en el hospital por un cuadro de arritmia e hipertensión, fue puesto en libertad tras pagar una fianza de 100 millones de pesetas.

En 2002 volvería a pisar la cárcel, esta vez por el 'caso Saqueo', en el que se investigaba una presunta malversación de 4.442 millones de pesetas del Ayuntamiento de Marbella entre los años 1991 y 1995. Pero como otras veces, seis días después de entrar en prisión, Gil y Gil se fue por la 'puerta grande' tras pagar 700.000 euros de fianza.

Por el 'caso Atlético', en el que se le imputaban irregularidades en la transformación del Atlético de Madrid en una Sociedad Anónima, el exdirigente fue condenado en 2003 a tres años y seis meses de prisión por apropiación indebida y estafa.

El 15 de mayo de 2004, con 71 años, Jesús Gil sufrió un infarto que desembocó en el fallecimiento del máximo accionista del Atlético de Madrid.