Seis años después de su adiós a la 'Casa Blanca' tras caer en semifinales de Champions League frente a la Juventus y después de estar peleando por LaLiga hasta los últimos compases, Carlo Ancelotti vuelve al Real Madrid y firma un contrato de tres temporadas hasta el año 2024.

"Me gustaría agradecer al Everton, a mis jugadores y a la afición por darme la oportunidad de gestionar este fantástico e histórico club. Decidí marcharme porque tengo un nuevo reto con un equipo que siempre estuvo en mi corazón, el Real Madrid", ha expresado Ancelotti en su cuenta de Twitter.

Este miércoles se celebrará la presentación y el italiano dará una rueda de prensa telemática en su regreso a la casa blanca seis años después.

El conjunto blanco ha confiado en el técnico italiano la 'misión' de sustituir a Zinedine Zidane, probablemente el mejor entrenador de su historia, tras la chocante salida del francés.

El carácter de Carlo casa más con la entidad que la opción de Antonio Conte, mientras que su dilatada experiencia ensombrece las vías de Raúl González y Xabi Alonso, aún rompiendo el cascarón de su nuevo presente y futuro. A su vez, la negativa del PSG a dejar marchar a Mauricio Pochettino ha decantado del todo la balanza del lado de Ancelotti.

El laureado exfutbolista se alzó con la Copa del Rey, la Supercopa, el Mundial de clubes y la Champions League en sus dos temporadas en la capital española tras recoger el testigo del equipo que dejó José Mourinho, ese que logró derrocar al Barça del 'sextete'.

 

Bayern, Nápoles y Everton fueron sus destinos tras abandonar el Real Madrid para dar paso a Rafa Benítez, que apenas duraría media temporada hasta que desembarcó Zinedine Zidane (segundo de Ancelotti en el Madrid) procedente del Castilla para iniciar un ciclo glorioso.

A Ancelotti se le ha encomendado la ardua labor de reconstruir un equipo que ganó todo hace unos años, pero que con el paso de las temporadas, unido a la escasa participación (por ende, lenta progresión) de las jóvenes perlas que ha ido fichando el club y la misión fracasada de sustituir a Cristiano Ronaldo, ha visto como el nivel de la plantilla ha bajado.

El italiano ya cuenta con el primer refuerzo de la temporada 21/22 tras oficializarse la llegada de David Alaba. La renovación de Sergio Ramos, de sobra conocido por 'Carletto', mantiene el interrogante, mientras que el futuro de 'joyas' como Odegaard, Brahim o Kubo está por ver. Eso sí, con o sin Zidane o Ancelotti en el banquillo, el objetivo número 1 del club es fichar a Kylian Mbappé.