Si hace solo una semana el Bournemouth informaba que su jugador David Brook había sido diagnosticado con un linfoma de Hodgkin, este lunes el Norwich City ha publicado que el guardameta Dan Barden sufre un cáncer de testículo.

El portero de 20 años, que se encuentra cedido en el Livingston de la liga escocesa, tiene un "pronóstico positivo" ya que la detección ha sido "temprana", tal y como el mismo ha confirmado en la nota publicada por el colista de la Premier League.

"Ha sido un período muy difícil y desafiante, pero el apoyo de mi familia, amigos y colegas me ha ayudado a superar las últimas semanas. No puedo agradecer lo suficiente a los departamentos médicos de Norwich y Livingston, así como a todos en el Royal Marsden Hospital. La velocidad a la que todo se ha movido ha sido una locura, pero todos han sido absolutamente brillantes conmigo", explica.

 

"El diagnóstico inicial fue un verdadero shock para mí, pero lo positivo es que lo detectamos temprano y el pronóstico y los siguientes pasos han sido positivos. Soy optimista y tengo una mentalidad positiva. Estoy seguro de que podré vencerlo y que volveré a hacer lo que amo pronto. Me gustaría agradecer a todos los que me rodean por su apoyo. Sé que el próximo período será un desafío y pediría privacidad para mí y para mi familia en esta etapa. Siempre que sea posible, haré lo que pueda para actualizar mi progreso. Gracias una vez más por el apoyo. Nos vemos pronto", añade.

El portero arrancará en los próximos días su proceso de recuperación y tanto el club como el jugador confían en que vuelva al verde lo más pronto posible. Tottenham, Brighton, Burnley, Bournemouth y Watford, entre otros, han mandado su apoyo a Dan Barden.