Después de que el ejecutivo de Reino Unido dictaminara que los turistas procedentes de España deberían someterse a una cuarentena de 14 días, la vuelta de los octavos de final de Champions League que enfrenta al Manchester City contra el Real Madrid, que debe disputarse en Inglaterra, quedó con el interrogante.

Sin embargo, de cara a eventos deportivos de este calibre o el del GP de Gran Bretaña, el gobierno británico mantendrá la excepción y no deberán estar aislados dos semanas como medida preventiva, tal y como apunta 'Sky Sports' junto a diversos medios ingleses.

De este modo, el Etihad Stadium albergará la vuelta de un partido con todo en juego el próximo 7 de agosto. Sin Sergio Ramos (expulsado en la ida), pero con la motivación devenida de alzar LaLiga, el Real Madrid tratará de dar la vuelta al 2-1 que se llevó el cuadro 'citizen' de su visita al Santiago Bernabéu.

Se mantiene así el plan que diseñó la UEFA para jugar la fase final de la máxima competición de clubes a nivel continental: la vuelta de los partidos pendientes de los octavos en casa del que jugó a domicilio la ida, mientras que cuartos, semifinales y final tendrán lugar en la 'burbuja' de Lisboa.