Tensión en los momentos previos a la vuelta de la eliminatoria de cuartos de final de la Champions League entre Liverpool y Real Madrid.

El autobús del conjunto blanco ha sido recibido en su llegada a Anfield con pedradas, botellazos e insultos.

Los momentos de mayor voltaje se han producido cuando una botella ha impactado en uno de los cristales del vehículo, rompiéndolo al momento.

 

El Real Madrid no ha informado informado todavía de lo ocurrido y se desconoce si algún integrante de la expedición ha resultado herido en el acto.