En pleno Estado de alarma, la Policía y la Guardia Civil ha incrementado los controles para que las personas no salgan de sus domicilios. Sin embargo, todavía hay algunos que se siguen saltando el confinamiento.

La Guardia Civil ha denunciado este lunes a un ciclista de 82 años que aseguró "que iba a hacer la compra" y que "ya regresaba a su domicilio". El cuerpo policial ha difundido las imágenes a través de su cuenta de Twitter.

 

Y no es el único ciclista que ha tenido encontronazos con la policía. Hace unos días la Ertzaintza paró a una persona que se dirigía a su trabajo en bicicleta. En el Real Decreto que declaró el Estado de alarma no se especifica si se puede utilizar este medio de transporte para acudir al trabajo.