El actor Johnny Depp reconoció hace años en un mensaje de texto a su exmujer, la también actriz Amber Heard, que estaba actuando como un "salvaje" y que quería cambiar su comportamiento. Este es un hecho que ha salido a la luz en el juicio que se celebra en Estados Unidos y en el que Depp acusa a Heard de difamación.

Uno de los abogados de Heard ha leído en el juzgado algunos de los mensajes que la pareja de actores intercambió durante su tortuosa relación. En uno de ellos, el actor reconocía que había ido "demasiado lejos" y prometía trabajar con su psicólogo para modificar su comportamiento, que entonces estaba condicionado por el consumo de drogas y alcohol, según alega Heard.

"Lo siento por ser menos (de lo que debería). Por haberte decepcionado, por mi comportamiento. Soy un jodido salvaje. ¡Tengo que acabar con eso! ¡Tengo que acabar con eso!", decía el mensaje que Depp envío a su exesposa el 18 de diciembre de 2014 y que ahora se ha conocido en el juicio.

El litigio ha sido iniciado por el protagonista de 'Piratas del Caribe' que acusa a su exmujer de difamación por un artículo que publicó en 'The Washington Post' en 2018, después de su divorcio, en el que aseguraba haber sufrido "abuso doméstico". Depp ha testificado ya dos días y, en ambas ocasiones, ha negado haber agredido físicamente a Heard.

En este tercer día de testimonio, la estrategia de los abogados de Heard fue leer ante los miembros del jurado aquellos mensajes de texto en los que Depp aludía a incidentes entre ambos y en los que él reconocía haber actuado de manera inadecuada. Los abogados también leyeron mensajes en los que el actor usaba lenguaje despectivo contra su expareja. Por ejemplo, en un mensaje a una de sus hermanas, el actor dijo el 17 de enero de 2013: "¡La idiota de la vaca! Golpearé a la perra fea antes de dejarla entrar, no te preocupes. ¿Ya llegó esa puta sin valor?". En otro mensaje se refería a ella como una "zorra sucia".

Durante el interrogatorio, el abogado de Heard ha preguntado repetidamente a Deep si había leído correctamente el contenido de los mensajes, a lo que el actor respondió afirmativamente.

Alega que la acusación de maltrato le costó su papel en Piratas del Caribe

Durante el juicio, el actor ha alegado que desde que Amber Heard le acusó públicamente de maltrato, su vida dio un vuelco, llegándole a costar, dice, su aparición en una de las sagas más conocidas: 'Piratas del Caribe'.

Cuando rodaba la quinta entrega de Piratas del Caribe fue cuando ella, según el relato de Depp, le habría lanzado una botella que le cortó un dedo. La agresión se habría producido tras una discusión en la cual Depp se sirvió un vaso de vodka, después de haber estado meses sobrio, lo que presuntamente precipitó la ira de Heard.