El actor Willy Toledo ha quedado en libertad provisional sin fianza y sin ninguna medida cautelar tras presentarse ante el juez en el juzgado de instrucción número 11 de Madrid este jueves 13 de septiembre a la espera de que continúe la investigación por un delito de ofensa a los sentimientos religiosos.

Sor Lucía Caram, una de las monjas españolas más conocidas y activas en redes sociales, se ha opuesto a la detención porque considera que los que deben estar en prisión son "los corruptos, los que dejan morir en el mar a los que huyen de la guerra, a los 'mastirosos' y explotadores".

 

El actor, que estaba en busca y captura por no presentarse a declarar ante el juez en las citaciones anteriores acusado por un delito de ofensa a los sentimientos religiosos por insultar a Dios y a la Virgen, fue detenido este martes 12 de septiembre y ha dormido en los calabozos de la Comisaría de Moratalaz, según ha indicado su abogado.