El mítico festival de Heavy Metal clausura esta edición con la actuación de los enérgicos KISS. Ha sido uno de los únicos cinco conciertos que dará este año la mítica banda neoyorquina en Europa.

El espectáculo ha juntado a casi 90.000 personas amantes del Heavy y se han vendido entradas en mas de 40 países de todo el mundo. "Nos da un poco de pena que ya estemos en el último día pero hay que disfrutarlo", ha contado un espectador.