SE SUICIDÓ HASTA SU AUTOR, EL HÚNGARO RERSO SERESS

SE SUICIDÓ HASTA SU AUTOR, EL HÚNGARO RERSO SERESS

'Gloomy Sunday', la canción más triste del mundo que se prohibió porque provocaba suicidios

Spotify ha sacado su ranking de canciones más tristes, pero en él no aparece la mayor de todas, 'Gloomy Sunday'. Fue compuesta por el húngaro Rerso Seress en 1933 y desde entonces ha desencadenado un reguero de suicidios sospechoso. Tantos, que se acabó prohibiendo.

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.