El arte urbano está cada vez más reconocido como una disciplina, y el graffiti es uno de sus protagonistas. Dentro de esta técnica, existen muchos estilos practicados por los autores. Desde el 'wild style' hasta el 'model pastel', pasando por el 'flechero', la variedad es inmensa. Uno de los más llamativos es el '3D', que consigue crear imágenes espectaculares.

Estos murales pueden realizarse, en parte, gracias a la gran gama de colores en 'spray' que existe en la actualidad, junto a las boquillas y diferentes presiones con las que se comercializan. Estos materiales, así como las técnicas mejoradas, consiguen de manera más sencilla resultados realistas.

Estos son los seis artistas urbanos de este estilo más importantes:

6. Lovepusher

El artista Lovepusher, quien comenzó a pintar sus murales en 1995, es un representante clave de la vieja escuela de graffiti londinense. Su estilo ha ido evolucionando a lo largo de los años, y ahora se dedica a lo que se conoce como tipografía tridimensional. Sus influencias son, según afirma él mismo, eclécticas por naturaleza.

5. Peeta

El artista italiano Peeta es uno de los representantes más famosos de los graffitis 3D, ya que fue de los primeros en pintarlos en 1993. Por ello, ha sido contratado para crear murales en todos los continentes. "Mi objetivo siempre es crear un diálogo con los parámetros estructurales y culturales del contexto que los rodea, ya sea arquitectónico o no", explica en su página web oficial.

4. Vile

Uno de los artistas con más proyección en esta disciplina es el graffitero portugués Vile, quien ayudándose de la perspectiva y el efecto de las tres dimensiones, consigue crear la ilusión de que ha abierto huecos en las paredes que pinta, pudiendo verse lo que hay al otro lado. Su obra es su firma, ya que el dibujo gira en torno a ésta. Además, Vile escribe su nombre y pinta el interior de las letras de tal manera que parecen estar vacías.

3. Daim

Pionero en el campo de los graffitis 3D, su increíble técnica ha permitido al artista alemán Daim publicar varios libros con sus mejores obras. También ha colaborado con marcas tan importantes como Nike, Ikea o Levi's, y ha expuesto sus trabajos en diversos museos. Empezó en 1989 y ha hecho graffitis en múltiples países.

2. Okuda

El español Okuda comenzó a pintar graffitis en 1997 en Santander. Su grupo de artistas 'Jungle Jonky', así como sus murales, se popularizaron gracias a 'fanzines' como 'Wanted Magazine' o 'Trapos Sucios'. En sus obras puede verse una mezcla de estructuras geométricas y estampados multicolores que se combinan, a su vez, con formas más orgánicas. Según indica en su página web, su estilo podría catalogarse como "surrealismo pop con un clara esencia de la calle".

1. Odeith

El graffitero portugués Odeith es famoso por realizar imágenes realistas en 3D. Para ello, suele preferir ubicar sus murales entre tres paredes, lo que ayuda a reforzar el efecto tridimensional de los mismos. Al jugar con la perspectiva de esta manera, para poder ver bien sus obras hay que situarse en un punto concreto escogido por el artista desde el cual se crea la ilusión de realidad.