Un gesto del vocalista de Italia en Eurovisión ha desatado la polémica en las redes sociales. Damiano David, cantante del grupo Maneskin, se encontraba junto a sus compañeros a la espera de la finalización de las votaciones cuando realizaba un gesto que provocaba las dudas de los 'eurofans'.

En ese momento, se podía ver a Damiano David agachar la cabeza mientras Thomas Raggi, otro de los integrantes del grupo, situado a su izquierda, se sonreía tímidamente.

Un hecho que para algunos usuarios de Twitter de diversas partes del mundo podría suponer que el vocalista italiano consumió drogas en pleno festival.

 

 

 

La polémica ha sido tal que incluso algunos usuarios han iniciado un movimiento para pedir que se le retire el galardón como ganador de Eurovisión y se le expulse del concurso.

Acusaciones por las que incluso era preguntado en rueda de prensa, y que no tardaba en responder: "Thomas (uno de sus compañeros de grupo musical), rompió un vaso. No consumo drogas, por favor, chicos", aseveró.