Condena rotunda y prácticamente unánime de la política y el periodismo al tweet de Vox en el que señalan al editor de la revista 'El Jueves', Ricardo Rodrigo Amar. Y es que la formación de extrema derecha ha acusado a este medio satírico de "difundir odio contra millones de españoles" y ha 'invitado' a que "le empiecen a exigir responsabilidades cuando le vean salir de su despacho".

Lo ha hecho en una publicación de Twitter que ha sido muy criticada por partidos políticos y periodistas, entre otros. "Es presidente de RBA, grupo que edita El Jueves. Su revista difunde odio contra millones de españoles a diario. Es posible que muchos de ellos le empiecen a exigir responsabilidades cuando le vean salir de su despacho", han escrito desde el perfil oficial junto a una fotografía de él.

'El Jueves' ha agradecido el apoyo mostrado por distintas personas y medios de comunicación y ha recordado una publicación de cromos con los líderes de Vox caricaturizados al que ha llamado 'La Pandilla Voxura'.

"Agradecemos infinitamente todas las muestras de apoyo. La próxima vez que tengamos un juicio os llamamos de testigos a todos. Un abrazo también a la gente que no deja de mencionarnos explicando lo irrelevantes que somos. Ojalá pudieseis entender la ironía, pero", han publicado en redes sociales.

 

Por su parte, 'Revista Mongolia' ha recordado en su cuenta de Twitter una portada previa a las elecciones generales de 2019, en la que aparece una mujer vomitando sobre la cabeza de Santiago Abascal junto al titular 'Estas elecciones (y siempre) pote a Vox'.

La condena también ha venido de la mano de 'El Mundo Today', que ha emitido un comunicado asegurando que "esta amenaza tiene como objetivo único amedrentar la libertad de expresión de editores, dueños de comunicación, humoristas, artistas y, en definitiva, cualquier ciudadano".

A su juicio, este gesto es una "línea roja" y "no es legal ni éticamente tolerable". Asimismo, ha recordado que "la libertad de expresión es la herramienta sobre la que se construye la democracia, la convivencia y la política".

Asociaciones de prensa se posicionan contra el tweet de Vox

La Federación de Asociaciones Periodistas de España (FAPE) también ha mostrado su "tajante condena al señalamiento de Vox" a Ricardo Rodrigo Amar "con fines intimidatorios". En la publicación de la extrema derecha cree que hay "una clara incitación al odio".

Esta publicación ha sido compartida por la Asociación de Prensa de Madrid (APM), que también ha difundido el comunicado de 'Reporteros sin Fronteras' de España. En él apuntan que Vox ha cruzado "todos los límites", tanto éticos como legales.

 

Parte de la política también muestra su apoyo al editor

El presidente del Grupo RBA y editor de 'El Jueves' también ha encontrado el apoyo en partidos como el PSOE, Podemos y Ciudadanos. También se han pronunciado al respecto miembros del Gobierno nacional.

Desde el Partido Socialista creen que los de Abascal han vuelto a "cruzar otra peligrosa frontera" con esta publicación y recuerdan que "la libertad de expresión es un derecho". "No podemos consentir que los discursos de ocio sigan emponzoñando la convivencia pacífica y no tienen cabida en una sociedad democrática", han apuntado.

El ministro José Luis Ábalos se ha pronunciado en la misma línea y considera que "no podemos callar ante las prácticas fascistas de Vox y su ataque a la libertad de expresión". En el mismo tweet ha mostrado, además, su solidaridad con el editor.

 

Desde Podemos se han mostrado más tajantes al apuntar que el partido político liderado por Abascal está "instigando a sus esbirros, de forma velada y cobarde, para que acosen a un ciudadano porque no les gusta su revista". También han apuntado que "quienes callan ante estas amenazas, están escupiendo sobre las palabras 'democracia' y 'libertad'".

 

En Ciudadanos han compartido el mensaje publicado por Juan Trinidad Martos, el expresidente de la Asamblea de Madrid -de su partido-, que ha pedido a Vox que borre el tweet en el que hacen referencia a Ricardo Rodrigo Amar. Cuestiona, además, qué ocurrirá si un día "alguien agrede a este hombre" al salir de su despacho.