La Agencia Espacial China (CNSA) ha publicado nuevas imágenes en la superficie de la cara oculta de la Luna, tomadas por su módulo de aterrizaje Chang'e 4 y el rover Yutu 2.

Tras aterrizar a principios de enero en el cráter lunar Von Karman, la misión se encuentra ahora en disposición de hacer frente a su quinto día lunar, superando condiciones de frío extremo cuando se oculta el Sol. En la Luna, la noche y el día duran unas dos semanas terrestres respectivamente, por lo que el ciclo del día y la noche dura casi 30 días en total.

Las nuevas fotografías difundidas muestran la huella dejada por el rover en la superficie lunar y pequeños hoyos en la superficie.

Marcas dejadas por el rover sobre la superficie lunar | CNSA

Los objetivos de la misión, la primera en explorar el hemisferio lunar no visible desde la Tierra, incluyen el análisis de las diferencias químicas entre el lado de la Luna que mira hacia la Tierra y el área objetivo de la misión.

Superficie lunar dentro del cráter Von Karman | CNSA

Según la Planetary Society, aún no hay ninguna conclusión sólida con respecto a la misión Chang'e 4, pero los científicos involucrados en el proyecto han dicho que el área estudiada muestra evidencia potencial de material máfico (es decir, rico en magnesio y hierro) profundo excavado, que podría revelar la mineralogía del manto lunar.