Estados Unidos se ha visto obligada a advertir en un comunicado de las consecuencias que puede conllevar el intento de "asalto" al Área 51 convocado en redes sociales para el próximo 20 de septiembre al que ya se han apuntado más de un millón de personas.

"Se trata de un campo de tiro abierto para las Fuerzas Aéreas de Estados Unidos, y disuadimos a todos de intentar de entrar en una zona donde entrenamos a las fuerzas armadas estadounidenses. Las Fuerzas Aéreas de Estados Unidos siempre están listas para defender a América y su propiedad", reza el comunicado.

El evento, que comenzó como una broma en Facebook, se ha viralizado tanto que las autoridades americanas se han apresurado para intentar evitar una gran quedada frente a la base militar.

La ley de Estados Unidos permite a las autoridades "disuadir" a todo aquel que intente traspasar los límites de cualquier instalación militar. Y es que, pese a que se contemplan multas y penas de prisión de unos meses, los casos más extremos permiten a los militares usar la fuerza. De hecho, en los carteles que se pueden ver cuando te acercas al Área 51 hay advertencias como "uso de la fuerza letal autorizado".

Un ejemplo ocurrió en enero de este mismo año, cuando un hombre traspasó los límites de una base militar en Nevada y bajó "con un objeto cilíndrico en la mano" de su vehículo. Según informó la NNSA, el individuo fue abatido a tiros. Otros casos se han solventado con multas cercanas a los 500 dólares.

El lugar donde se ha producido la quedada es el centro turístico, que está a cerca de dos horas a pie del objetivo al que quieren llegar, por lo que las autoridades tendrán tiempo de frenar a los curiosos, si los hubiera.