El cielo de parte de la península ibérica y de Baleares se iluminó en la madrugada del pasado sábado al domingo cuando un bólido entró en contacto con la atmósfera en torno a las 0:50 horas. La imagen fue captada por un buen número de usuarios de redes sociales y por la Agrupación Astronómica de Ibiza (AAE).

 

La Red de Investigación Bólidos y Meteoritos (SPMN) ha indicado que se trata del superbólido SPMN230520 y los testigos han explicado que el fenómeno, parecido a una bola de fuego, iluminó el cielo como si se tratara de un relámpago acompañado de un fuerte estruendo.

Según ha aclarado en sus redes sociales el profesor del Instituto de Ciencias del Espacio - CSIC, el doctor Josep María Trigo, esto es así por la repentina y repetida fragmentación del meteoroide debido a que "la presión hidrodinámica supera la consistencia de la roca". De modo que "el polvo se evapora y genera mucha luz".

En cuanto al sonido provocado parecido a un trueno, el doctor ha publicado cómo los detectores de seismo ha registrado movimientos por el acople de la onda expansiva de la fragmentación del bólido.

 

Trigo también ha señalado que el bólido podría haber producido meteoritos, por lo que ha pedido colaboración en caso de que alguien encuentre alguno: "Una posible caída resulta siempre apasionante pero es fundamental la colaboración de todos para que el meteorito acabe en los centros de investigación".