Centímetros Cúbicos » Híbridos y Eléctricos

UN PUNTO DE INFLEXIÓN

El Mercedes-Benz Vision EQXX rompe uno de los mayores miedos hacia el coche eléctrico

Mercedes-Benz hace gala de la capacidad de sus futuros eléctricos después de recorrer más de 1.000 kilómetros con el EQXX.

Mercedes Vision EQXX

Mercedes Vision EQXX Mercedes

Publicidad

Fue hace unos meses cuando Mercedes-Benz quiso cambiar el sector de los eléctricos con el Mercedes-Benz EQXX, un deportivo eléctrico que prioriza la aerodinámica. Pero ahora la firma de la estrella ha dado un paso más al desmontar uno de los mayores miedos acerca de los eléctricos, su autonomía. Y es que el EQXX ha recorrido más de 1.000 kilómetros en un viaje por Alemania, e incluso le ha sobrado autonomía.

Aunque bien es cierto que estamos ante un prototipo, la relación entre estos y los coches de producción es mucho más estrecha que hace años. Esto quiere decir que no falta realmente demasiado para ver muchas de las soluciones del EQXX en los futuros eléctricos de combustión de la firma alemana.

Mercedes Vision EQXX
Mercedes Vision EQXX | Mercedes

Pero ha sido necesario poner en práctica su eficiencia para poder corroborar de manera fidedigna las cifras que puede declarar. Para ello, Mercedes ha subido a su equipo de desarrollo en el EQXX en un viaje con velocidades puntas de 140 km/h de ida y vuelta a Cassis, Francia, pasando por San Gotardo y por Milán. Es decir, más de 1.000 kilómetros por carretera y afrontando todo tipo de condiciones climatológicas y orografías.

Y uno podría pensar que no ello no tendría demasiado mérito dado la posibilidad -y necesidad- de parar a cargar, pero lo cierto es que el viaje del Mercedes-Benz EQXX se ha efectuado con una sola carga. ¿Los ingredientes para lograrlo? Un coeficiente de arrastre de 017, una superficie frontal de 2,12 metros cuadrados, unos neumáticos Bridgeton 185/65 R20 9/ con resistencia de 4,7, una batería de 100 kWh con un peso de 495 kilos y un techo solar con 117 células.

Mercedes Vision EQXX
Mercedes Vision EQXX | Mercedes

Esto se traduce en un vehículo eléctrico preparado para afrontar todo tipo de climatologías y terrenos preservando igualmente una buena autonomía, aunque con el alto precio que conlleva todo ello y el que supondrá adaptarlo a un vehículo de producción.

Sea como fuere el mérito existe, y el Mercedes-Benz EQXX ha conseguido recorrer un total de 1.008 kilómetros con una sola carga, y una vez finalizado el viaje contaba todavía con un 15% restante de batería, o lo que es lo mismo, capacidad para recorrer aún 140 kilómetros. A esto debemos sumarle un consumo medio de 8,7 kWh, lo que se traduce en un futuro tal vez no tan oscuro para el coche eléctrico, aunque eso sí, cumpliendo con unas condiciones muy concretas y costosas.

Publicidad