Centímetros Cúbicos » Híbridos y Eléctricos

NO SERÁ MÁS BARATO QUE CON OTROS OPERADORES

La jugada de Tesla en España que deberá alegrarte… pero no mucho

Tesla abre en España sus cargadores a otros coches eléctricos, pero con un precio igualmente elevado.

Tesla

Tesla La Sexta

Publicidad

Tesla tiene, sin lugar a dudas, un dominio brutal en lo que a materia de cargadores se refiere. ¿Por qué? Porque cuenta con una extensa red de cargadores en todo el mundo, y eran muchos los conductores de coches eléctricos los que reclamaban poder usarlos. Ante la petición, Elon Musk decidido abrir paulatinamente sus cargadores a otros coches eléctricos, y ya ha llegado el momento de hacerlo en España, aunque con un precio no más bajo que el que ofrecen otras compañías.

Y es que tal y como ya vimos en otros países en los que esta extensión de los supercargadores de Tesla ya estaba vigente, tales como Francia, Noruega o Países Bajos, usar estos sin tener un coche de Tesla implicaba un recargo. Y es que es lógico gozar de ciertas ventajas si acudimos a estos cargadores con uno de los retoños de la firma americana.

¿Espionaje o justicia? Así funciona el nuevo seguro de Tesla que… medirá tu conducción
¿Espionaje o justicia? Así funciona el nuevo seguro de Tesla que… medirá tu conducción | Newspress

Pero para España hay más, ya que no todas las estaciones de carga Tesla tienen esta capacidad para aceptar a otros vehículos. Concretamente, 13 estaciones están abiertas para cualquier eléctrico, lo que se traduce en un total de 116 supercargadores, los cuales se pueden usar siempre y cuando nuestro coche cuente con un enchufe CCS Combo.

Los conductores de un Tesla tan solo tendrán que llegar y enchufar su coche, algo tan simple como lo era hasta la fecha. Sin embargo, aquellos que tengan otro coche eléctrico deberán bajarse previamente la aplicación de Tesla en su móvil, la cual está disponible tanto para iOS como para Android.

Tesla Model S 2021
Tesla Model S 2021 | Tesla

Una vez nos hayamos hecho con ella, será tan sencillo como indicar que queremos “Cargar un vehículo que no sea un Tesla” e iniciar el proceso de abastecimiento. Para ello, Tesla ofrece dos sistemas de pago: un por suscripción que implica un pago de 12,99 euros al mes y de 0,43 euros el kWh; y otro sin suscripción que implica un pago de 0,64 euros el kWh.

Esto se traduce en un escenario que no dista mucho de otras compañías, siendo más caro que Iberdrola, por ejemplo, aunque igualmente más barato que Ionity. A ello debemos sumarle una política de Tesla que, en caso de dejar el coche aparcado pero sin que esté cargando, se aplicará un recargo de 0,50 céntimos el minuto si hay más plazas libres y de 1 euro en caso de que todas las demás plazas estén ocupadas.

Publicidad