Uber permitirá grabar los audios durante los trayectos. La compañía va a poner este servicio en práctica en algunas ciudades latinoamericanas. Tanto los conductores como los pasajeros podrán elegir si quieren grabar las conversaciones o sonidos que tengan lugar durante un viaje. Así se ha podido ver en un correo electrónico del ejecutivo de Uber, a través de 'The Washington Post'. VER VÍDEO.

El servicio podría llegar más adelante a Estados Unidos y a Europa, aunque ya ha levantado problemas entre los expertos en seguridad, por las posibles grabaciones de individuos sin consentimiento. Uber ha defendido su intención de aumentar la seguridad debido a los datos sobre los numerosos casos de violaciones y acoso sexual que se cometieron en sus trayectos en Estados Unidos el año pasado.

Los clientes y los conductores serán preguntados a través de la aplicación de Uber y del correo electrónico si desean grabar el audio del viaje, y al finalizar el mismo recibirán una pregunta sobre si todo ha ido bien. En ese momento podrán decidir si quieren denunciar alguna situación y enviarán un informe a la compañía que adjuntará el audio.

La grabación quedará almacenada en el móvil de manera encriptada, para garantizar la seguridad, ya que solo la compañía podría escucharlo en caso de ser enviada para realizar una investigación.

Uber recibió 235 denuncias de violación en EE.UU. el año pasado

Uber ha publicado su Informe Sobre Seguridad de Uber en EE.UU., en el que ofrece datos compilados en 2017 y 2018 sobre abusos sexuales, homicidios y accidentes de tráfico mortales ocurridos en los vehículos de su plataforma. Reveló que entre enero y diciembre de 2018 recibió 235 denuncias de personas que aseguraron haber sido violadas mientras realizaban un viaje en EE.UU.

En conjunto, los usuarios de Uber denunciaron el año pasado en torno a 3.000 casos de acoso sexual en los vehículos, si a las violaciones se suman también besos y tocamientos no consentidos, e intentos de violación. La compañía matizó que la casuística es muy variada y que los denunciantes pueden ser tanto pasajeros que han sido víctimas de conductores, a la inversa, o pasajeros que han sido víctimas de otros pasajeros.