Centímetros Cúbicos » Noticias Motor

Una funcionalidad que mejora su operativa

SIGO: así funciona el 'súper ordenador' de la Guardia Civil del que no se escapa ningún conductor

La tarea fundamental de la Guardia Civil de Tráfico es asistir a los conductores, pero, también, velar por su seguridad y por el cumplimiento de las normas, para lo que el sistema SIGO resulta muy útil.

Publicidad

La Guardia Civil lleva más de 150 años trabajando día a día para garantizar, en la medida de lo posible, la seguridad en carretera. Su principal función designada es la de asistir a los conductores en caso de emergencia, aunque como es lógico, la Guardia Civil también trabaja para guardar y hacer guardar las normas de tráfico y hacer de las carreteras un lugar donde circular con tranquilidad.

La llegada de nuevas tecnologías ha hecho posible que los operativos de la Guardia Civil tengan a su disposición todo tipo de herramientas con las que trabajar de manera más rápida y eficaz, permitiendo reducir el peligro en las carreteras y, a la vez, detectar anomalías entre los vehículos que circulan de manera más efectiva. Seguro que en alguna ocasión has visto una patrulla de la Guardia Civil circulando por una carretera de manera aparentemente tranquila y relajada: en realidad es más que posible que estén haciendo uso del sistema SIGO, el 'súper-ordenador' de la Guardia Civil del que no se escapa nadie. ¿Cómo funciona este sistema?

¿Qué es SIGO y cómo funciona este súper-ordenador de la Guardia Civil?

SIGO es, en realidad, el acrónimo de 'Sistema Integrado de Gestión Operativa, Análisis y Seguridad Ciudadana', un sistema de información con capacidad de actuación telemática con el que la Guardia Civil -y otros integrantes de las Fuerzas y Cuerpos Seguridad del Estado- es capaz de consultar todo tipo de datos en tiempo real para así actuar en consecuencia.

El sistema SIGO, al que los agentes pueden acceder a través de una tablet conectada a internet o a través de la central operativa mediante radio, permite conocer cualquier detalle que sea de relevancia para la operación que estén llevando a cabo. Eso significa, por ejemplo, que si una pareja de agentes de la Guardia Civil están realizando un servicio de patrulla y vigilancia, pueden conocer los datos de relevancia de un vehículo con sólo teclear su matrícula. Con este sistema pueden conocer en tiempo real:

  • Vigencia del seguro obligatorio
  • Vigencia de la inspección técnica
  • Titular del vehículo
  • Marca, modelo y fecha de matriculación

Además, si se detecta cualquier anomalía o simplemente se intercepta al conductor para realizar un control rutinario, es posible conocer también algunos datos clave de la persona que conduce para saber si puede o no hacerlo. Hablamos, por ejemplo, de:

  • Vigencia del permiso de conducir
  • Domicilio
  • Existencia de requisitorias judiciales u otras demandas de tipo legal

Publicidad