Centímetros Cúbicos » Noticias

Nuevas investigaciones

Seat plantea sustituir plásticos por cáscaras de arroz en las piezas de su León

Cada año se cosechan más de 700 millones de toneladas de arroz, del que se desechan 140 millones por la cáscara del arroz.

Publicidad

La compañía automovilística Seat ha puesto en marcha una prueba piloto para fabricar piezas para vehículos a partir de cáscaras de arroz, un proyecto de innovación basado en la economía circular que investiga el uso de Oryzite en sustitución de productos plásticos, con el objetivo de reducir su huella de carbono.

Según datos de la marca española, cada año se cosechan más de 700 millones de toneladas de arroz en el mundo. De ellas, el 20% es cáscara de arroz, unos 140 millones de toneladas que en su gran mayoría se desperdician.

"En la Cámara Arrocera del Montsià, con una producción de 60.000 toneladas de arroz al año, buscamos una alternativa para aprovechar toda la cantidad de cáscara de arroz que se quemaba, unas 12.000 toneladas, y la convertimos en Oryzite, un material que, mezclado con otros compuestos termoplásticos y termoestables, puede modelarse", ha explicado el consejero delegado de Oryzite, Iban Ganduxé, por lo que esta nueva materia prima se está probando en revestimientos del Seat León.

"En Seat, estamos siempre trabajando en la búsqueda de nuevos materiales para mejorar nuestros productos y, en este sentido, la cáscara de arroz nos permite trabajan en la reducción de plásticos y material derivado del petróleo", ha indicado el ingeniero de desarrollo de acabados interior en Seat, Joan Colet.

Por ello, los ensayos consisten en modelar algunas partes del coche, como el portón trasero, el doble piso de carga del maletero o el revestimiento del techo con cáscara de arroz mezclada con poliuretanos y polipropilenos, por lo que a simple vista no se aprecia diferencia pero pesan menos.

"Las piezas son más ligeras, con lo que disminuimos el peso del coche, reduciendo así la huella de carbono. Además, estamos utilizando un material renovable, promoviendo la economía circular y haciendo un producto más verde", ha subrayado Colet.

En la actualidad, la empresa está analizando los saber qué cantidad de cáscara es posible utilizar para que se cumplan al 100% los requerimientos técnicos y de calidad. Por ejemplo, el doble piso de carga de maletero pasa por pruebas de carga en las que debe soportar 100 kilos de peso concentrados en un mismo punto para comprobar su rigidez y fuerza.

"Las exigencias técnicas y de calidad que pedimos a la pieza no cambian respecto a lo que hoy tenemos. En la medida que los prototipos que estamos haciendo cumplan con estos requerimientos, estaremos más cerca de la introducción en serie", ha explicado el ingeniero.

Plataforma de movilidad

En otro orden de cosas, Seat ha lanzado su primera plataforma de movilidad multimodal, que ha sido creada por su centro de desarrollo de software Seat:Code, siendo el primer producto no hardware que la compañía desarrolla y comercializa para operar y gestionar flotas de vehículos de forma 100% digital.

El primer operador en utilizar esta nueva aplicación ha sido el servicio de 'moto sharing' de Seat MÓ, lanzado en la ciudad de Barcelona el pasado mes de agosto con más de 600 eScooters. Desde ahora, la plataforma está disponible también para otras empresas y operadores de servicios de 'sharing' que estén interesados.

"Esta plataforma es la muestra de que ya no solo somos fabricantes de vehículos, sino también proveedores de servicios de movilidad. Seat es ahora capaz de vender software y ese es un gran valor añadido para la compañía", ha subrayado el vicepresidente de Finanzas y Tecnologías de la Información de Seat, Carsten Isensee.

La plataforma ofrece un sistema de geolocalización que permite monitorizar todos los vehículos conectados a ella en tiempo real, editar las zonas de aparcamiento de los modelos o gestionar pagos de los usuarios, entre otras funciones.

Publicidad