Centímetros Cúbicos » Noticias

Nuestra legislación contempla los adelantamientos por la derecha, pero ¿sabes cuándo puedes hacerlo?

¿Sabías que sí se puede adelantar por la derecha? Estas son las 3 situaciones donde es posible

Adelantar por la derecha no suena muy legal, pero la realidad es que se puede hacer en determinados casos de forma completamente reglamentaria

Coches circulando por una autovía

Agencias Coches circulando por una autovía

Publicidad

Daniel Valdivielso | Madrid
| 09.11.2018 10:45

El adelantamiento está considerado una de las maniobras más peligrosas de cuantas podemos llevar a cabo desde nuestro puesto de conducción, al menos en carretera. La teoría es clara, el adelantamiento no es más que el sobrepaso de un vehículo que circula a una velocidad menor que la nuestra, siempre respetando unos márgenes de seguridad en cuanto a velocidad y espacio.

Sin embargo, hay casos que se salen de lo 'normal' y que también se consideran adelantamientos, aunque se efectúen, por ejemplo, por la derecha. Hay varios escenarios en los que un conductor puede adelantar por la derecha sin que ello suponga una violación del Reglamento General de Circulación. El primero de ellos se da cuando el vehículo que es adelantado está señalando claramente su intención de girar a la izquierda.

Otro caso en el que está permitido el adelantamiento por la derecha es en el caso de vías de circulación con más de un carril por sentido, separados algunos de ellos por una vía de tranvía. En ese caso, se tendrá que adelantar al tranvía por la derecha, sin que ello suponga ninguna violación de las normas de circulación. Recuerda que en vías de poblado con más de dos carriles por sentido también está permitido adelantar por la derecha, aunque en ese caso no se considera adelantamiento, sino rebasamiento.

Si un vehículo está detenido en la calzada no se considera adelantamiento, tampoco cuando en caso de atasco en una vía con varios carriles en un mismo sentido, los vehículos del carril derecho circulan más rápido que los del carril izquierdo, ya que la velocidad no depende del límite marcado sino de las condiciones del tráfico, y no se cambia de carril en ningún momento.

Publicidad