Centímetros Cúbicos » Noticias Motor

Reclaman medidas que no perjudiquen su uso

RACE demanda al Gobierno no dejar a un lado el vehículo privado tras el coronavirus

En pleno debate sobre cómo deben realizarse los desplazamientos una vez se levanten las restricciones por el coronavirus, RACE considera que el vehículo privado también debe ser esencial en el futuro.

ATASCO

Centímetros Cúbicos ATASCO

Publicidad

El debate sobre la movilidad futura tras el levantamiento de restricciones por el coronavirus está muy abierto. Son varias las ciudades que han apostado por impulsar el carril bici o la movilidad a pie a costa del vehículo privado, como Milán. El Real Club Automóvil de España (RACE) se encuentra en el extremo opuesto.

RACE pide al Gobierno medidas en las que no se restrinja el uso del vehículo privado de cara a la movilidad 'post Covid-19', pues augura un aumento del número de usuarios de vehículos de movilidad personal ahora que se inicia en España el plan de desescalada, y porque recuerda que las autoridades públicas recomiendan el uso del vehículo privado mientras restringen su uso, lo que "supondrá un aumento de los problemas del tráfico".

Así, RACE considera que se deben tener en cuenta "todas las opciones de desplazamiento", incluido el vehículo privado, evitando restricciones a la movilidad como las planteadas por ayuntamientos que proponen el cierre de vías prioritarias, o reducir los carriles de circulación para otras actividades. "La movilidad es un elemento básico para la recuperación de la normalidad, de la actividad laboral y de la recuperación económica", advierte.

Entre las medidas que propone el RACE se encuentran: ayudas a la renovación del parque automovilístico, para ayudar al sector automovilístico, que necesita una "reactivación urgente", para cambiar a un parque móvil más sostenible con el medio ambiente y para ayudar a mejorar la seguridad vial. También exigen inversión en infraestructuras para no correr el riesgo "ya sufrido durante crisis económicas anteriores de ver cómo se paraliza la construcción de nuevas infraestructuras viales con partidas presupuestarias insuficientes".

RACE demanda, por otro lado, una mejora en la formación vial, sobre todo para los usuarios de nuevas modalidades de transporte, promoviendo el uso del casco, los elementos reflectantes, la velocidad o el uso de las vías. En este sentido, reclama avanzar hacia una normativa nacional sobre los nuevos vehículos de movilidad en las ciudades, pues ello redundaría, entre otras cosas, en una mejora de la convivencia vial. este contenido sin su previo y expreso consentimiento.

Reclama, por último, incentivar el acceso a los equipamientos de protección que pueden verse afectados ante la crisis por la pandemia, reduciendo los tipos impositivos al mínimo para elementos como las sillas infantiles o los cascos, y promover el mantenimiento de los vehículos para no sumar elementos de riesgo por falta de seguridad en el vehículo, como el estado de los neumáticos.

"La movilidad es clave en la sociedad moderna. Hemos visto los efectos de no poder desplazarnos, de la libertad que supone viajar, de no poder movernos de nuestro entorno. Hay que apostar por una movilidad en la que, con criterios de seguridad, con derechos y con obligaciones, cada usuario pueda optar por el sistema de desplazamiento que mejor se adapte a sus necesidades", concluyen.

Publicidad