Centímetros Cúbicos » Noticias Motor

¿Está permitido el uso del coche para trasladar mascotas?

¿Puedo llevar mascotas en el coche durante el estado de alarma?

El estado de alarma ha cambiado nuestra forma de movernos, y eso también incluye a nuestras mascotas. Con las restricciones de tráfico surge una duda: ¿puedo utilizar el coche para llevar a mi mascota?

Publicidad

El estado de alarma sigue presente en nuestro día a día: la movilidad sigue restringida, así como el uso del vehículo privado, cuya utilización se ha visto limitada a un puñado de supuestos entre los que se encuentran, por ejemplo, acudir a nuestro puesto de trabajo, acudir a un domicilio en el que alguna persona dependiente necesite asistencia o acudir a un comercio a realizar compras de elementos de primera necesidad. VER VÍDEO DE ARRIBA.

Sin embargo, hay millones de personas en España que tienen una mascota, y a las cuales les puede surgir una duda muy razonable: ¿qué pasa con las mascotas durante estas semanas de confinamiento? Mi mascota está enferma, ¿puedo utilizar mi coche para trasladarla a un centro veterinario para que reciba atención especializada o no está permitido?

La respuesta es que sí: las clínicas veterinarias tienen permitida su apertura por norma general, de manera que en caso de que tu mascota precise de atención médica podrás coger tu coche para trasladarla hasta la clínica sin temor a recibir una sanción por ello. Si tienes animales de compañía en otra residencia que no es la habitual, también podrás desplazarte hasta ella para darles de comer y atender sus necesidades.

Lo que no está permitido, sin embargo, es que cojas tu coche para llevar a tu mascota al campo a pasear, una acción que, en caso de ser detectada por las autoridades, puede suponer la imposición de una multa de hasta 1500€ por desplazamientos no justificados aunque te desplaces a una zona sin población. En caso de que decidas llevar a tu mascota en el coche, recuerda que debes hacerlo respetando las normas de seguridad pertinentes, de manera que el animal debe ir colocado en la parte trasera del vehículo en su transportin o, en caso de no disponer de uno, atado a un asiento utilizando un cinturón de seguridad específico para mascotas.

Publicidad