En los últimos días estamos viviendo una situación muy excepcional y que trae numerosas consecuencias. La situación social que actualmente se vive en Cataluña se ha convertido en tema de conversación no sólo en la región catalana, sino en el resto del país. Una de las actuaciones más comunes en éste tipo de protestas sociales son las huelgas, que se traducen en cortes y bloqueos en las carreteras.

Son muchos los conductores que se han visto envueltos en los últimos días en una marcha, en una manifestación o en simplemente un corte de carretera como método de protesta. En ese caso, la situación se puede volver algo tensa: los manifestantes bloquean una carretera como forma de protesta, mientras que los conductores se ven afectados por un grave problema de movilidad. ¿Cómo actuar ante una situación así?

Es fundamental mantener la calma: los manifestantes están ejerciendo su derecho, y aunque es cierto que el resultado es una situación muy incómoda sobre todo para los conductores, no servirá de nada alterarse y enfrentarse, ya que sólo empeorará una situación ya de por sí tensa y ciertamente desagradable. El diálogo es clave: si verdaderamente lo necesitas, podrás atravesar la movilización y seguir tu camino.

Pese a que lo hemos visto en los informativos en varias ocasiones, intentar atravesar la protesta con el coche "a la fuerza" no es la mejor idea: puedes atropellar y causar lesiones a muchas personas, dando pie a unas consecuencias a las que luego te tendrás que enfrentar. Si te ves bloqueado en una protesta de este tipo, intenta apartar tu vehículo para que los posibles vehículos de las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado puedan avanzar y apaga el motor si abandonas el coche. Recuerda, no obstante, que en caso de condiciones climáticas adversas podrás refugiarte en el interior de tu coche.