Centímetros Cúbicos » Noticias

TRES TRUCOS

Por qué la calefacción del coche falla cuando más la necesitas… y cómo evitarlo

Igual que sucede con el aire acondicionado, la falta de uso puede provocar que su funcionamiento no sea el adecuado cuando más lo necesitamos.

Publicidad

Si durante los meses previos has ignorado el mantenimiento de la calefacción de tu coche porque crees que con ponerla a punto con la llegada del invierno basta… probablemente te hayas visto obligado a circular sin ella porque ha fallado cuando más la necesitabas. Para evitar esto, basta con prestarle algo de atención y aplicar estos sencillos trucos.

Antes de llegar a las soluciones hay que conocer el problema. Tal y como explican en SPG Talleres, son varias las causas que pueden provocar un mal (o nulo) funcionamiento de la calefacción del coche aunque la principal es la más obvia: la falta de uso provoca que la válvula de paso de refrigerante se resienta. No es el único motivo.

· Mal funcionamiento de la bomba de agua eléctrica.

· Taponamiento interno de algún manguito de agua.

· Fallo en el termostato.

· Fallo en las electroválvulas.

· Motor: los sistemas de calefacción que no funcionan de forma eléctrica aprovechan el calor producido por el motor así que si alguno de los componentes del propulsor no funciona correctamente, el habitáculo no conseguirá la temperatura adecuada.

Cómo evitar fallos en la calefacción

Solucionar un imprevisto en la calefacción del coche siempre será más caro que prevenirlo ya que para lograr esto último lo único que tenemos que hacer es evitar los malos hábitos. De esto depende, en gran parte, el correcto funcionamiento de este sistema y aplicando estos trucos lo conseguirás.

· Encender la calefacción: no lo hagas nada más poner en marcha el vehículo. Como veíamos antes, la calefacción aprovecha el calor del motor y si éste todavía está frío la estaremos obligando a hacer un sobreesfuerzo. Además, si hacemos que circule aire frío, el interior tardará más en calentarse.

· Orientación: dirigir los aireadores correctamente para que abarquen el mayor espacio posible ayudará a que la calefacción tarde menos en elevar la temperatura. Colócalos apuntando hacia los pies y el parabrisas.

· Todo el año: igual que sucede con el aire acondicionado, es aconsejable encenderla cada dos meses para que no se estropee por falta de uso.

Publicidad