Centímetros Cúbicos » Noticias Motor

CADA VEZ MÁS MOTORISTAS

Los peores peligros para los motoristas, de boca de la DGT: cómo actuar

Los motoristas cada vez son más frecuentes en la carretera, pero sus riesgos deben estar siempre presentes.

Publicidad

En los últimos años estamos asistiendo a numerosos cambios en el formato de movilidad personal: los coches ya no son los "dueños y señores" de la carretera y de las calzadas, de manera que cada vez es más frecuente encontrar otro tipo de usuarios como ciclistas ya no sólo de bicicletas tradicionales sino de bicicletas con asistencia eléctrica, así como patinetes eléctricos. El transporte público es cada vez más eficaz, lo que también hace que muchos usuarios dejen aparcado su coche cada mañana.

Evidentemente, los usuarios de motocicleta llevan entre nosotros muchos años: son, sin duda, los más conocidos de las carreteras, y gracias a los avances técnicos y amplias gamas que hemos conocido en los últimos años, aupados también por una evidente mayor economía de uso ya que sus precios son más económicos y, por si fuera poco, el consumo de carburante, la carga impositiva y el coste de contratación de elementos como el seguro obligatorio son mucho más reducidos.

Lo que también es evidente es que el nivel de protección que es capaz de proporcionar una motocicleta en caso de una situación de peligro no es comparable al que proporciona un vehículo, por lo que la Dirección General de Tráfico busca siempre minimizar los riesgos a la hora de circular con una moto. Desde su perfil de Twitter, la DGT repasa cuáles son los 3 principales riesgos a los que tienen que enfrentarse los usuarios de este tipo de vehículos.

Los 3 grandes peligros para los motoristas

Con las motocicletas, extremar las precauciones nunca es suficiente. De ahí que tengamos que tener claro cuáles son los principales riesgos a los que nos enfrentamos, permitiendo así una circulación más segura y agradable:

  • Marcas de pintura: las pinturas que se utilizan en las calzadas están ideadas para maximizar el agarre en condiciones de asfalto seco y aumentar en la medida de lo posible su durabilidad, pero con el paso del tiempo y, sobre todo, en circunstancias de suelo húmedo, las marcas viales se pueden volver muy resbaladizas. Desde la DGT se aconseja, siempre que sea posible, no pisarlas con una motocicleta.
  • Tapas de alcantarilla y baches: este tipo de imperfecciones son normales en nuestras carreteras, y en un coche, como mucho, pueden suponer una pequeña incomodidad si son muy pronunciadas. En una motocicleta, sin embargo, pueden suponer la diferencia entre una circulación normal y desestabilizar nuestra trayectoria, pudiendo incluso terminar con un accidente. Son, claramente, un punto más a evitar.
  • Ángulos muertos: pese a que una motocicleta es mucho más ágil que un coche a la hora de circular entre el tráfico, su pequeño tamaño también supone un problema a la hora de ser vistos por el resto de conductores. Es por ello que la DGT recomienda circular en zonas en las que no podamos correr el riesgo de no ser vistos por el resto de usuarios.

También te puede interesar: ¿Es obligatorio llevar la nueva señal V16 en las motos?

Publicidad