Centímetros Cúbicos » Noticias Motor

¿TENGO QUE PAGARLA YO?

Me ha llegado una multa de un coche que vendí hace tiempo, ¿qué debo hacer?

Muchos de nosotros hemos vendido alguna vez un coche de nuestra propiedad, pero...¿puede darse el caso de que recibamos una multa aunque el coche ya no esté a nuestro nombre?

Publicidad

El mercado de vehículos usados es uno de los más activos de nuestro país: por cada vehículo nuevo que se matricula, varios usados cambian de propietario, lo que supone que cada año millones de vehículos cambian de titular en una operación para la que es necesario la intervención de agentes públicos como la Dirección General de Tráfico o la Agencia Tributaria. Eso sí, hay que tener claros los pasos a seguir, pasos para que el proceso se lleve a cabo de manera segura y correcta.

De esta manera cuando se transfiere un vehículo lo que se transfiere es la titularidad del mismo, lo que supone que a partir del momento en el que el vehículo ha sido transferido a nombre de su nuevo propietario, éste se hace ya cargo de cualquier responsabilidad derivada de su uso, así como, evidentemente, de todo sus gastos. En ocasiones, sin embargo, el proceso no se lleva a cabo de manera correcta o, directamente, no se realiza. Es entonces cuando surgen los problemas...

Pese a que el vehículo se haya pagado y se haya firmado un contrato de compraventa, si no se ha realizado el trámite de cambio de titular el vehículo seguirá constando en los ficheros de la DGT a nombre de su anterior propietario. Esto supone un problema si, por ejemplo, su nuevo conductor comete una infracción de tráfico ya que la notificación y la responsabilidad seguirá siendo del anterior propietario. ¿Qué debes hacer si se da esta situación?

He recibido una multa de un coche que ya no es mío, ¿qué tengo que hacer?

Vale, has recibido una multa de un vehículo que antaño fue tuyo pero ya vendiste hace tiempo. Debes tener en cuenta de que, entonces, estás en una situación comprometida que debes solucionar cuanto antes ya que significa que el vehículo sigue registrado a tu nombre y, por tanto, sigues siendo tú la persona responsable en caso de cualquier problema.

Si es tu caso, debes acudir a la DGT lo antes posible, con toda la documentación que hayas podido recopilar acerca de la compraventa del vehículo en cuestión. Con esa documentación, la DGT procederá a notificar el cambio de titular, y a partir de ese momento ya no serás el responsable del vehículo nunca más. Eso sí, los plazos cuentan: si la infracción se ha cometido en los primeros 15 días desde la firma del contrato de compraventa no tienes ningún problema, pero si se ha producido después, deberás abonar tú la multa ya que es responsabilidad del vendedor la notificación a la Dirección General de Tráfico del cambio de titular.

También te puede interesar: ¿Puedo conducir un coche si su titular ha fallecido? Una duda que puede terminar en multa

Publicidad