Centímetros Cúbicos » Noticias Motor

Consejos con los que viajar más tranquilo y seguro

Llega el otoño: las 4 claves para evitar problemas en tu coche

El otoño es una estación del año muy agradable y visual, pero que entraña ciertos riesgos a la circulación propios del empeoramiento del tiempo y de la disminución de las horas de luz solar

Publicidad

Tras el paso de un verano de lo más entretenido en el que la mayoría de los españoles hemos, por fin, recuperado los buenos hábitos propios de las vacaciones estivales tras un 2020 que apenas nos dio tregua, es el momento de dar la bienvenida al otoño, una estación visualmente muy atractiva que pero que entraña cierto riesgo para los conductores debido a las características propias de esta estación.

Y es que con la llegada del otoño también vemos como llegan los días más cortos, con la lógica disminución de la cantidad de horas solares de las que podemos disfrutar, de la progresiva bajada de las temperaturas y de una mayor humedad en el ambiente propia de la mayor cantidad de precipitaciones que afecta a buena parte de la geografía española. Sin embargo, con cuatro sencillos consejos podremos adaptarnos a la situación de manera rápida, garantizando así una conducción segura y tranquila.

Cuatro consejos para que el otoño no nos amargue al volante

Si sueles conducir durante la estación otoñal, es importante que sigas estos consejos que, de manera rápida y sencilla, pueden librarte de más de un susto al volante.

  • Neumáticos: los neumáticos se convierten en un elemento fundamental en esta estación del año, ya que van a tener que lidiar con vías que en ocasiones, además de húmedas, van a estar plagadas de hojas húmedas, cierta vegetación o incluso algo de tierra que hacen que la adherencia disminuya ostensiblemente. Te recomendamos que, además de la presión, eches un vistazo al dibujo restante en los neumáticos.
  • Luces: la iluminación de nuestro coche pasa a ser prioritaria, por lo que no está de más que eches un vistazo a todos los elementos luminosos de tu coche para asegurarte de que actúan como deben. Si detectas cualquier irregularidad, puedes ir a un taller a que te regulen el haz de luz.
  • Humedad: la llegada de estaciones más húmedas puede provocar que el habitáculo de nuestro coche se vuelva un lugar no tan seco como debería. Para asegurarte de que todo está en orden, revisa los filtros del aire acondicionado, así como el cierre de puertas y ventanillas.
  • Frenos: un equipo de frenos a punto es fundamental a la hora de detener el vehículo con seguridad. Revisa el estado de los discos y pastillas, pero no te olvides del líquido de frenos, un elemento que absorbe humedad y que se degrada con el tiempo.

Publicidad