El modelo actual de financiación de infraestructuras como autopistas o autovías parece destinado a desaparecer. Ya hace unas semanas os hablamos de la propuesta de los principales constructores de nuestro país, que apostaban por implantar un sistema de peajes a todas las vías rápidas, bien autovías o bien autopistas. La realidad es que, aunque se trata de una medida cuanto menos impopular, todo apunta a que llegará a hacerse realidad...antes de lo que pensamos.

Es, al menos, lo que se desprende de uno de los últimos movimientos llevados a cabo por el gobierno, que ha creado un grupo de trabajo, una subcomisión, que estudiará la viabilidad de las diferentes posibilidades que se manejan para implantar un sistema impositivo para las autopistas y autovías. VER VÍDEO.