Centímetros Cúbicos » Noticias Motor

Hasta 200 euros

El despiste o pillería que la DGT no perdona en los pasos de peatones

Los pasos de peatones deben respetarse a toda costa, de no hacerlo podríamos afrontar no solo una multa monetaria, sino también la pérdida de puntos del carnet.

Publicidad

La DGT nos recuerda de vez en cuando lo caro que nos puede salir algunas acciones y temeridades, sobre todo aquellas que ponen en riesgo la seguridad de otros usuarios de la vía. Buen ejemplo de ello son los pasos de cebra, zonas en las que el viandante tiene preferencia y de no respetarla no solo podíamos enfrentarnos a una multa de 200 euros y 4 puntos del carnet, sino también a penas mayores en caso de que se produjese un atropello por temeridad.

Y es que la Dirección General de Tráfico recoge a día de hoy numerosos incidentes en los pasos de cebra, los cuales pueden provocar importantes daños. Con esta premisa, la ley estipula una sanción para todo aquel que ose no respetar un paso de cebra y la deceleración que implican e incluso frenada en caso de que un peatón vaya a cruzar.

No debemos olvidar que no ser prudentes ante dichas zonas no solo puede implicar el atropello, sino también causar un accidente. Para garantizar un contexto adecuado y seguro para todos los usuarios de la vía, es necesario cumplir con una serie de requisitos que, de manera conjunta, ayudarán a reducir considerablemente los siniestros en ciudad.

En el caso de estar a los mandos de un vehículo y presenciar la señal de un paso de cebra, debemos aminorar la marcha para poder frenar con tiempo en caso de que alguien cruce. Si nos encontramos en el coche precedente, es necesario mantener la distancia de seguridad con el vehículo de delante, de lo contrario podríamos colisionar ante la frenada en un paso de cebra, empujarlo y causar igualmente un atropello.

En caso de ejercer como peatones, debemos siempre ser precavidos aunque tengamos prioridad. De esta forma, debemos siempre mirar a ambos lados antes de cruzar la calzada, evitar distracciones mientras lo hacemos como ir mirando nuestro dispositivo móvil o escuchando música, procurando así ir prestando atención para evitar un atropello en caso de que el vehículo no respete el paso de cebra.

Si aún así decidimos como conductores llevar a cabo la imprudencia y temeridad de no respetar un paso de cebra, debemos ser conscientes de la sanción que ello conlleva. Y es que en caso de que un agente de la ley contemple dicha acción, podría aplicarnos una multa de 200 euros y la retirada de hasta 4 puntos del carnet.

Publicidad