Centímetros Cúbicos » Noticias Motor

No se puede copiar

La DGT multará a los que hagan trampas en los exámenes de conducir

El uso de intercomunicadores estará considerado como infracción grave y conllevará multa económica.

Sacarse el carnet de conducir

DGT Sacarse el carnet de conducir

Publicidad

Seguramente son pocos los que puedan presumir en el algún momento de sus respectivas carreras educativas no han tenido la tentación de emplear lo que se conocía como “chuletas” en sus muy diversas variantes. Con el avance de las tecnologías, los dispositivos y las modalidades a través de las que se pueden hacer trampas en un examen ha pasado a ser un número casi exponencial a la vez que cada vez más difíciles de detectar. Esto escapa incluso al ámbito escolar y ha pasado a convertirse también en un problema de Seguridad Vial.

Precisamente en la reforma de la Ley de Seguridad Vial se pretende recoger esta problemática, el de los examinados que realizan trampas a través del uso de intercomunicadores para recibir información de terceros cuando se enfrentan a los exámenes para tener acceso a los distintos permisos de conducción. Tal y como reconocía la Dirección General de Tráfico, estas situaciones serán perseguidas y castigadas, siendo consideradas como una infracción muy grave con la revisión de la normativa.

Tal y como confirma la propia DGT a través de sus redes sociales, este tipo de conductas conllevaría una sanción económica de 500 euros, además de la restricción de que aquel que sea cazado haciendo ‘trampas’ en el examen no podrá volver a presentarse al mismo durante un periodo de seis meses. Esto lo hace equiparable a las medidas que se tomarían sobre una persona que se encuentre conduciendo un vehículo sin el permiso que le corresponde para realizar dicha acción.

Queda sin embargo por esperar a que se pueda aprobar este nuevo paquete de reformas que la Dirección General de Tráfico se encuentra redactando con el objetivo de frenar algún tipo de infracciones, entre las que se encuentra precisamente el del uso del móvil incluso cuando apenas lo estemos sujetando en nuestras manos, situación que actualmente es castigada como una infracción grave con la retirada de tres puntos del carné y 200 euros de multa. De aprobarse los puntos de este ante-proyecto de ley, esto podría pasar a ser seis puntos y 500 euros de sanción económica simplemente por tener el móvil en la mano, incluso apagado o con la pantalla apagada (modo stand-by).

 

¿Es fácil aprobar el carnet de conducir a la primera? En España sólo lo consigue el 44%

Publicidad