Vivimos tiempos difíciles, con una pandemia global que nos ha obligado a cambiar, de un día para otro, nuestra forma de relacionarnos con el exterior. Diferentes medidas se acumulan para tratar de frenar una amenaza que puede modifica nuestro día a día de una forma que nunca antes habíamos visto, pero que a buen seguro servirá para reforzar nuestros procedimientos en el futuro. El coronavirus ha obligado, incluso, a tomar medidas drásticas a la DGT.

Si ayer os contábamos que en diversas regiones como Madrid o La Rioja la DGT había suspendido la realización de exámenes de conducir, hoy conocemos que la Dirección General de Tráfico ha tomado la decisión de reducir al mínimo la realización de controles de alcoholemia y de consumo de drogas, una medida sin precedentes que se lleva a cabo para frenar la expansión del virus.

Así pues, la realización de controles de alcoholemia y drogas quedan reducidos a su mínima expresión hasta nueva orden. No, no se anulan por completo, pero sí se llevarán a cabo muchos menos controles. ¿Por qué? Básicamente porque al llevar a cabo este tipo de controles se produce lo que se conoce como "contacto estrecho" entre el agente y el conductor, lo que supone una relación entre ambas personas en una distancia menor de 2 metros, distancia que la OMS considera necesaria para evitar la propagación del virus. VER VÍDEO DE ARRIBA.

Te puede interesar: Los exámenes de conducir se suspenden en Madrid, La Rioja y Álava​ por el coronavirus

Los exámenes para sacarse el carné de conducir se suspenderán a partir de este viernes 13 de marzo "hasta nuevo aviso" en la Comunidad de Madrid, La Rioja y en la provincia de Alava, regiones en las que se concentra la mayor parte de contagiados por coronavirus. Según informa la Asociación de Examinadores de Tráfico (Asextra), la propia entidad fue la que solicitó este miércoles al propio director general de Tráfico, Pere Navarro, la cancelación de los exámenes, tanto teóricos como prácticos, en estas tres regiones, y Tráfico ha decidido aplazarlos, según ha confirmado más tarde la propia DGT.

Fuentes de Asextra informan de que las solicitudes de cancelación de las pruebas en el resto de comunidades autónomas se hará en función de cómo vayan desarrollándose los acontecimientos. "Lamentamos profundamente el perjuicio que ello pueda causar, pero creemos firmemente que debe primar la salud y seguridad del personal y la ciudadanía en general en estos momentos de crisis sanitaria", señalan desde Asextra, que agradece a Pere Navarro y a la Secretaría General su "rápida gestión" al haber aceptado su sugerencia, "demostrando una vez más su implicación con el personal al que dirigen".

Por otro lado, las Jefaturas Provinciales de Tráfico de Comunidad de Madrid, La Rioja y Alava priorizarán la atención telefónica y telemática. La atención presencial, se realizará en servicios esenciales atendiendo a las necesidades particulares de cada una de las jefaturas afectadas, de acuerdo a la resolución del secretario de Estado de Política Territorial y Función Pública de medidas a adoptar en los centros de trabajo dependientes de la Administración General del Estado, en el apartado tercero de atención al público.