Centímetros Cúbicos » Noticias Motor

Las ITV, en funcionamiento desde hace dos semanas

Los consejos de las ITV para acudir a la inspección sin riesgo de contagio

Las ITV recuperan poco a poco su actividad tras más de dos meses paralizadas por la incidencia del coronavirus. Con la 'nueva normalidad' se enfrentan, eso sí, a inspecciones con ciertas precauciones.

Publicidad

La incidencia del coronavirus en nuestro país no para de decrecer: los casos nuevos cada día son menores, así como el número de víctimas. Estos datos han permitido que la actividad normal se recupere poco a poco, incluyendo actividades como las inspecciones técnicas de vehículos, las más conocidas como ITV, que llevan funcionando algo más de dos semanas.

Eso sí, conviene tener ciertas precauciones, tal y como nos recuerdan desde el perfil de twitter de Veiasa, que engloba las ITV de Andalucía. Una serie de recomendaciones para acudir a la ITV con seguridad que todos deberíamos tener en cuenta. Si sigues estos consejos sencillos, fáciles de cumplir, se reducirán las posibilidades de contacto entre personas y, por tanto, el riesgo de contagio. VER VÍDEO DE ARRIBA.

 

Te puede interesar: La caducidad de la ITV podría extenderse hasta 2021, pero mejor no apurar

El estado de alarma ha cambiado los planes de toda la población. Con el confinamiento, muchos trámites se han visto interrumpidos, especialmente aquellos que requieren de presencialidad. Es el caso de las ITV, que han dejado de operar durante dos meses.

Ello ha provocado que muchos conductores en el país no hayan podido pasar la cita antes de la fecha de caducidad estipulada debido al coronavirus. Ante esta situación, el Gobierno ha puesto en marcha un plan para evitar que todos aquellos propietarios de vehículos cuya fecha ya haya vencido durante el estado de alarma se acumulen durante las primeras semanas tras la reapertura de las estaciones y el sistema de inspección se colapse.

Los automóviles cuya fecha de caducidad de la ITV se haya producido durante el estado de alarma tendrán de base 30 días extra, a los que se añadirán otros 15 días por cada semana que haya transcurrido desde la instauración de esta situación excepcional. El estado de alarma entró en vigor la semana del 14 de marzo, por lo que los vehículos cuya fecha de ITV hubiese caducado durante esa semana dispondrán de 45 días desde el final del mismo, mientras que otro automóvil que tuviese como fecha tope del 21 al 27 de marzo dispondrá de 60 días, ya que el vencimiento se produjo durante la segunda semana.

Dado que llevamos más de meses y medio en esta situación, las prórrogas, en algunos casos, podrían llegar hasta 2021. Pero quizá no sea lo ideal.

Publicidad