Centímetros Cúbicos » Noticias Motor

Una decisión que afecta a millones de conductores

El Congreso aclara su decisión final sobre los 20 km/h extras para adelantamientos

Las carreteras secundarias son fundamentales para la movilidad nacional, pero también son el escenario de la mayoría de accidentes de tráfico con víctimas mortales.

Publicidad

Una correcta y actualizada legislación vial es fundamental para mantener los índices de siniestralidad vial en el nivel más bajo posible. Al fin y al cabo, los tiempos cambian y, por tanto, es necesario actuar en consecuencia y mejorar rápido las posibles normas y leyes que se queden "atrás".

El uso de las carreteras secundarias está muy extendido en nuestro país: se trata de vías que, generalmente, cuentan con un carril por cada sentido. Su implantación en nuestra geografía es enorme, siendo las vías encargadas de unir todo tipo de poblaciones, por remotas y pequeñas que sean. Debido a su uso y a sus características, las vías secundarias son también, desgraciadamente, el escenario de la mayoría de accidentes de tráfico con víctimas mortales.

Por eso, desde los organismos legisladores se sigue buscando la fórmula que permita reducir lo máximo posible el número de accidentes de tráfico en vías secundarias. Hace ya un tiempo se redujo el límite de velocidad genérico en vías secundarias, que pasó de 100 km/h a 90 km/h. Además, se están instalando de manera casi constante cámaras de control y radares, especialmente de tramo, que permitan controlar de manera más efectiva el comportamiento de los conductores. No son las únicas medidas y, de hecho, en el último paquete de normas viales que está a punto de aprobarse encontramos una modificación que, sin duda, afecta a millones de conductores.

El Congreso toma la decisión final acerca de los adelantamientos

Seguro que has oído hablar de la eliminación del margen de 20 km/h que la ley actualmente contempla a la hora de realizar adelantamientos en vías secundarias. Se trata de una medida que, en sus inicios, perseguía reducir en la medida de lo posible el tiempo empleado durante el adelantamiento, considerado siempre un tiempo muy valioso al ser una situación peligrosa.

Sin embargo, la DGT llevaba tiempo persiguiendo la eliminación de esta norma, una eliminación que llegó al Congreso en conjunto con el resto de reformas del Código de Circulación. Parecía que esta medida iba a mantenerse, pero, finalmente, el margen de 20 km/h para los adelantamiento desaparecerá de manera definitiva.

De esta manera, no habrá posibilidad de superar el límite de velocidad ya que, según la enmienda que elimina de manera fulminante esta medida, “no cabe duda de que incita a adelantar y por tanto a crear situaciones de riesgo”.

Publicidad