Sí puedes llevar a tu mascota en moto, pero no todo vale

Sí puedes llevar a tu mascota en moto, pero no todo vale

¿Cómo puedo y debo llevar a mi mascota en la moto?

Si tienes mascota y además te gusta viajar en la moto con ella, te ofrecemos unos valiosos consejos para transportar a tu animal doméstico correctamente y así evitar más de un susto relacionado con la seguridad y la posibilidad de que puedas ser multado.

Seguro que te interesa

¿Cómo puedo y debo llevar a mi mascota en la moto?
¿Cómo puedo y debo llevar a mi mascota en la moto? | Centímetros Cúbicos

Si tienes una mascota, ya sea perro o gato, y te mueves en moto por carretera y no quieres dejarla al cuidado de alguien, no te preocupes porque puedes llevarte a tu peludo compañero en tus viajes.

La ley no prohíbe expresamente llevar a tu animal doméstico en moto tal y como se establece en el artículo 18 del Real Decreto 1428/2003 del Reglamento General de Circulación: "El conductor de un vehículo está obligado a mantener su propia libertad de movimientos, el campo necesario de visión y la atención permanente a la conducción, que garanticen su propia seguridad, la del resto de los ocupantes del vehículo y la de los demás usuarios de la vía. A estos efectos, deberá cuidar especialmente de mantener la posición adecuada y que la mantengan el resto de los pasajeros, y la adecuada colocación de los objetos o animales transportados para que no haya interferencia entre el conductor y cualquiera de ellos".

En definitiva, lo más importante a la hora de transportar a tu mascota en moto es que no nos limite nuestra capacidad de maniobra y que no sobresalga por los laterales.

Actualmente existen diferentes sistemas para transportar a los animales domésticos con seguridad. La elección de un sistema u otro depende del tamaño y peso del animal transportado.

-Bolsas de depósito: este sistema sólo está homologado para mascotas que pesen hasta 8 kilos. Estos accesorios permiten acoplarse al depósito de gasolina y sujetar al perro mientras se circula.

-Mochila homologada: puede ser utilizada para mascotas de 10 ó 12 kilos. La puedes llevar entre las piernas o incluso en la espalda.

-Transportín firme: es una buena opción para mascotas de mayor peso y tamaño que no entran en las mochilas.

-Sidecar: en el caso de las mascotas más grandes, es la mejor opción. Si el animal supera los 12 kilos de peso y ha recibido un adiestramiento previo para viajar tranquilo, es tu mejor alternativa.

Silvia Serna | Madrid | 10/09/2018

Los mas vistos

Más noticias

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.