Centímetros Cúbicos » Noticias Motor

¿Cómo actuar ante un coche eléctrico ardiendo?

Sí, un coche eléctrico también puede arder (y así deberías actuar)

Los coches eléctricos son muy seguros, pero tras un accidente también pueden arder. ¿Cómo actuar ante esta situación?

Tesla Model S ardiendo

EVS Tesla Model S ardiendo

Publicidad

La irrupción de decenas de nuevos modelos de coche eléctrico ha iniciado una pequeña revolución: cada vez son más los usuarios que buscan un coche eléctrico para sustituir su actual modelo alimentado por un motor de combustión. Los coches eléctricos, tras décadas de pruebas, son completamente seguros, pero algunos componentes de su planta motriz son más delicados cuando se trata de un fuego.

Es altamente improbable que un coche eléctrico se incendie, pero se han dado casos, de forma similar a lo que le puede pasar a un coche con motor de combustión. Sin embargo, cuando se inicia un fuego en un coche eléctrico conviene tomar algunas precauciones adicionales para garantizar la seguridad tanto de sus ocupantes como del resto de vehículos de la vía.

Si un coche eléctrico se prende fuego, por la razón que sea, es conveniente tomar una serie de medidas de seguridad: lo primero es abandonar el vehículo a la mayor brevedad, y, si es posible, estacionarlo lo más alejado posible de otros vehículos. Da igual que tengas un extintor: si el fuego alcanza las baterías no podrás apagarlo.

Un fuego eléctrico es mucho más difícil de extinguir: llama a los bomberos y espera instrucciones. Puede que un fuego de una batería tarde horas en extinguirse y, además, podría generar explosiones y gases tóxicos, peligrosos para la seguridad de las personas. En conclusión: un coche eléctrico también puede arder, y pese a ser igual de seguro que un coche con motor de combustión, conviene tener en cuenta algunas precauciones.

Publicidad